20 de marzo de 2015 20:17

La evacuación continúa en sitios aledaños a la vía Alóag- Santo Domingo

Un bus de la Prefectura de Santo Domingo de los Tsáchilas se habilitó para trasladar a las familias damnificadas. Foto: Prefectura de Santo Domingo.

Un bus de la Prefectura de Santo Domingo de los Tsáchilas se habilitó para trasladar a las familias damnificadas. Foto: Prefectura de Santo Domingo.

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 2
Triste 2
Indiferente 0
Sorprendido 1
Contento 0
Bolívar Velasco

La evacuación de las familias afectadas por un derrumbe en la parroquia Alluriquín, en la vía Alóag- Santo Domingo, continúo la noche de este viernes 20 de marzo del 2015. Hasta las 20:00 las autoridades reportaron el traslado de 50 familias hacia albergues provisionales. Ellos se suman a las 100 personas que en la mañana fueron llevadas a otros albergues.

Uno de esos sitios se acondicionó en el coliseo Tsáchila, en la ciudad de Santo Domingo de los Colorados. Otros puestos de acogida se activaron en viviendas acogientes y fincas de las familias perjudicadas. La evacuación de esta noche se realiza casi a oscuras, pues durante el derrumbe se cayeron postes de energía eléctrica que dejaron sin el servicio a esta parroquia.

Los vehículos de instituciones públicas colaboran con la iluminación. Un bus de la Prefectura de Santo Domingo se habilitó para movilizar a las personas afectadas.

En los albergues, funcionarios del Ministerio de Inclusión Económica y Social tienen previsto proveer de raciones alimenticias a las familias. También se planea proporcionar colchones para que las personas afectadas pernocten hasta segunda orden.

La gobernadora, Doris Merino, señaló que la evacuación es voluntaria, pues hay jefes de hogar que decidieron quedarse cuidando los enseres que lograron poner a salvo. Merino precisó que a ellos se les brindará resguardo policial. “Hemos recomendado evacuar para evitar posibles pérdidas humanas por eventuales deslizamientos de tierra.

En la parte alta de la parroquia se formó una represa y hay temor a que colapse y se produzcan derrumbes”. Esto porque en esta localidad se registró la desaparición de dos personas durante el alud. En el coliseo Tsáchila además se instaló el centro de mando desde donde el Comité de Operaciones de Emergencias tomará las decisiones para atender las posibles nuevas emergencias por el invierno.

Este organismo precisamente declaró en alerta naranja a la provincia tsáchila debido a los 25 deslizamientos de tierra y los desbordamientos de los ríos Blanco y Toachi. Pero los problemas por las lluvias no solo han sido en los sitios circundantes a la vía Alóag- Santo Domingo. En la ciudad de Santo Domingo un árbol cayó sobre una vivienda ubicada junto al  centro gerontológico. Una de las ramas estuvo a punto de causar lesiones a una bebé que se encontraba dentro de una cuna. Los tres ocupantes de la casa fueron trasladados por los rescatistas del Cuerpo de Bomberos a un albergue.

En el cantón La Concordia, la creciente del río Blanco arrasó con una casa que estaba levantada en el margen del afluente. Rosa Barre señaló que el agua empezó a salir de su cause a eso de las 03:00 del viernes 20 de marzo del 2015. Segundos después sintieron un fuerte estruendo en una de las paredes y en lo posterior toda la infraestructura se perdió.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (1)
No (0)