15 de February de 2010 00:00

Emelec no tuvo problemas para golear a Espoli en su nueva casa

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Diego Uquillas, Santo Domingo
duquillas@elcomercio.com

Tras un sensacional segundo tiempo el  Emelec,  de Guayaquil,  derrotó con autoridad al Espoli con una goleada de 3-0 que pudo ampliarse en los últimos minutos del duelo.



Espoli

0

 3

EmelecEn el primer tiempo las acciones fueron parejas y el marcador terminó sin anotaciones. Cerca de 12 000 aficionados disfrutaron de un partido emocionante en el debut de un estadio en la primera categoría del fútbol.

En la primera etapa las acciones empezaron con los dos cuadros pensando en el ataque. La primera llegada de peligro fue en el área de Espoli, luego de un desborde de Joao Rojas que terminó en un centro rasante,  bien interceptado por el golero EdwinVillafuerte.

Emelec presionó en la media cancha y gracias al trabajo prolijo de David Quiroz pudo llegar con cierto peligro. En el minuto 10 un tiro libre del volante eléctrico puso en aprietos al cuadro local.



La figura

H. Peirone inició la goleada eléctrica

El argentino Hernán Peirone abrió la ruta de la victoria para su equipo y también fue el hombre más peligroso del ataque eléctrico.

Corrió y desbordó, tras un disparo suyo llegó la anotación de  Joao Rojas.

La contrafigura

Orlindo Ayoví se perdió en el Olímpico

El delantero  nunca concretó , pese a dos claras oportunidades. Tampoco abasteció a sus compañeros. El espigado atacante careció de argumento para llegar con peligro al arco de Marcelo Elizaga.

Pero Espoli también intentó acercarse a la valla azul   con los intentos del delantero Orlindo Ayoví y el volante ofensivo Cortez.  Sin embargo, los intentos fracasaron.

A raíz del minuto 20 y hasta el 35 las acciones declinaron desfavorablemente y no hubo mayores emociones. El juego se concentró en la media cancha y el partido pasó de entretenido a aburrido.

Lo que despertó del letargo futbolístico a  ambos equipos fue una jugada personal de   Ayoví,  que tras eludir al defensa Gabriel Achiler sacó un potente disparo que fue atajado por Marcelo Elizaga, acción que lo convertiría en una de las figuras del encuentro.

A partir de ese instante,  Espoli dominó las acciones y generó varias jugadas de mucho peligro. En una de ellas Freddy Nazareno,  lateral por izquierda,  irrumpió en el área y con suave disparo casi anota un golazo, solo que el balón pasó a centímetros del vertical izquierdo del arquero.

En una de las jugadas finales, el defensa  Sevilla recogió un balón luego de un tiro de esquina y remató cruzado por bajo, un tiro que para fortuna de los aficionados de Emelec golpeó en el vertical derecho del arco.

La segunda etapa fue espectacular para Emelec. Los 10 primeros minutos dominó ampliamente y en virtud a esa superioridad llegó  al arco de Villafuerte.

Con el cuadro de Emelec volcado sobre Espoli llegó la primera anotación  al minuto 57. El argentino Hernán  Peirone ‘pescó’ una bola en el área, luego de un rechazo del arquero y de media tijera marcó su primer gol del torneo.

Continuó el dominio de los visitantes, que prodigaban buen fútbol, especialmente cuando se juntaban los ofensivos  Quiroz, Rojas y Peirone, con jugadas que emocionaban a los aficionados.

El club visitante mantuvo el orden y aceleró las acciones. Emelec aprovechó el ‘shock’ de los locales y profundizó el juego vertical. Los volantes eléctricos coparon los espacios y Quiroz sacó a relucir su juego.

El volante metió un pase a Peirone y este remató desde unos 25 metros por bajo, el arquero dio rebote y Rojas entró veloz por la derecha y con suave toque puso la segunda del cotejo, en medio de la algarabía de los hinchas que eran absoluta mayoría.

Los locales apenas lograron reaccionar pero sin mayores fuerzas, unos pocos contragolpes sin peligro y unos pocos avances que eran dominados por la defensa del club guayaquileño.

Al ver que Espoli no podía organizarse ni atacar, Emelec apretó mucho más en la zona de volantes y arrinconó al rival en su área.

En uno de los peligrosos avances,  Quiroz fue objeto de una falta a unos 35 metros del arco. Ubicó la pelota y con un perfecto tiro directo dejó parado al golero Villafuerte para marcar la goleada de 3-0. En esos momentos, la fanaticada ‘millonaria’ entró en éxtasis porque además de ganar,  Emelec era el amplio dominador.

En los últimos minutos del cotejo Espoli  intentó atacar pero ya no tenía potencia y menos  decisión. Solo unos desesperados pases largos que buscaban la cabeza de Ayoví, uno de los de más bajo rendimiento del cuadro del gallito.

Al final, el recién ingresado Jaime Ayoví, desaprovechó una jugada individual de Peirone, el mejor atacante azul, y no pudo definir solo con el arco vacío.

Curiosidades

El Olímpico presentó  incomodidades. Un buen inicio de torneo   con estadio completamente lleno. Pero no hubo facilidades para el trabajo de la prensa escrita. 

El estadio se vistió de azul.  Ese fue el color que predominó en las gradas del escenario deportivo.  Familias enteras llegaron con  camisetas   y gorras del club.

Elizaga fue ovacionado por el público.  El arquero eléctrico Marcelo Elizaga (foto)  desvió un tiro de Ayoví  y fue  ovacionado.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)