15 de marzo de 2015 11:40

Egipto se embarca en un nuevo megaproyecto para crear otra capital

Miembros de la prensa e invitados observan el modelo del megaproyecto en el hotel Red Sea resort de Sharm El-Sheikh, en Egipto, durante el segundo día de la Conferencia de Desarrollo Económico de Egipto. Foto: EFE

Miembros de la prensa e invitados observan el modelo del megaproyecto en el hotel Red Sea resort de Sharm El-Sheikh, en Egipto, durante el segundo día de la Conferencia de Desarrollo Económico de Egipto. Foto: EFE

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 8
Triste 1
Indiferente 4
Sorprendido 15
Contento 14
Agencia EFE

Los proyectos megalómanos son del gusto del presidente egipcio, Abdelfatah al Sisi. El último dado a conocer ha sido el de la construcción de una nueva capital administrativa con aires futuristas.


Edificios oficiales, embajadas y barrios residenciales, un aeropuerto internacional e incluso un parque temático compondrán la imagen de esta urbe, que pretende dar hogar a siete millones de personas.

Con el nombre de "The Capital Cairo", este proyecto ha sido anunciado a bombo y platillo durante la conferencia económica internacional que cierra hoy sus puertas en la ciudad egipcia de Sharm al Sheij.

Los números marean: una ciudad doce veces el área de Manhattan, 700 kilómetros cuadrados de terreno, 10 000 kilómetros de calles y avenidas, 100 barrios, 40 000 plazas hoteleras y 1 900 centros educativos, entre otros.

Comparando con lugares emblemáticos en otras partes del mundo, el proyecto incluye un aeropuerto más grande que el londinense de Heathrow, el parque duplicará al neoyorquino Central Park, y el parque de atracciones superará seis veces al de Disneyland, según los datos difundidos por sus promotores.

Imagen cedida por la Presidencia de Egipto de la foto de familia de los mandatarios asistentes a la conferencia internacional que se celebra en Sharm al Sheij, Egipto, el 13 de marzo del 2015. Foto: EFE

Imagen cedida por la Presidencia de Egipto de la foto de familia de los mandatarios asistentes a la conferencia internacional que se celebra en Sharm al Sheij, Egipto, el 13 de marzo del 2015. Foto: EFE


La ciudad estará a poco más de 30 kilómetros al este de El Cairo y bien comunicada, con fácil acceso a la carretera que une la capital con la ciudad de Suez y el puerto de Ain Sujna, en el mar Rojo.

El objetivo es que la nueva urbe solvente el acuciante problema de superpoblación de El Cairo, que ya tiene cerca de 20 millones de personas y no deja de crecer. Y por ello, las autoridades quieren completar su megaproyecto, rápido.

Al Sisi aseguró hoy en un discurso en la conferencia de Sharm al Sheij que la empresa emiratí encargada del proyecto planeaba construir la primera fase en diez años, un tiempo que el presidente consideró excesivo.

"En diez años tendremos ya 26 millones de habitantes más, por lo que el tiempo es decisivo", dijo el mandatario, quien reveló que obtuvo finalmente el compromiso de finalizar esa fase en siete años.

El acuerdo para levantar esta nueva capital se firmó ayer, durante la segunda jornada de la conferencia, con la compañía Imar al Aqari, en presencia del mismo Al Sisi y del vicepresidente de Emiratos Árabes Unidos, Mohamed bin Rashed al Maktum.

Varios asistentes observan una maqueta del futuro El Cairo, antes de la sesión inaugural de la conferencia internacional que se celebra en Sharm al Sheij, Egipto, el 13 de marzo del 2015. Foto: EFE

Varios asistentes observan una maqueta del futuro El Cairo, antes de la sesión inaugural de la conferencia internacional que se celebra en Sharm al Sheij, Egipto, el 13 de marzo del 2015. Foto: EFE


Calificado como "uno de los mayores proyectos de desarrollo de infraestructuras" de Egipto, el de la ciudad se suma a otra obra faraónica que es la ampliación del Canal de Suez, también ideada durante el mandato de Al Sisi.

La primera etapa de la nueva capital abarcará 105 kilómetros cuadrados y costará 500 000 millones de dólares, según explicó el ministro egipcio de Vivienda, Mustafa Madbuli, durante la inauguración de la conferencia.

Madbuli dijo que la construcción de esta "ciudad del futuro" se iniciará de inmediato y describió la misma como "una capital internacional de alto nivel", que comparó con la española Barcelona.

Además de los espacios antes citados y las embajadas, en cuanto a los edificios oficiales se planea trasladar allí hasta el Palacio Presidencial, el Parlamento y los distintos ministerios.

"La idea surgió cuando nos dimos cuenta de que en los próximos cuarenta años los ciudadanos de El Cairo se multiplicarán y había que encontrar remedio para evitar un aumento de las zonas marginales en la actual capital", señaló el ministro.

Con una finalidad social para mejorar la calidad de vida de los ciudadanos, la idea es que sea el hogar de gente de todas las clases sociales.


El proyecto también debe impulsar la economía egipcia, el principal reto de las autoridades y asunto central de la conferencia de Sharm al Sheij, y se espera que genere alrededor de un millón y medio de puestos de trabajo.

En su página web se anuncia con lemas llamativos como "la ciudad global para el futuro de Egipto", "con estilo y cómoda" o "una urbe inteligente".

Y es que con la vista puesta en el futuro, la idea es que la urbe sea medioambientalmente sostenible, usando las últimas técnicas de construcción, y que cuente con una amplia zona peatonal. Unos progresos con los que ni de lejos sueña la histórica y caótica megalópolis de El Cairo.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (15)
No (2)