31 de agosto de 2017 00:00

El área para las industrias crece en Cuenca

El actual Parque Industrial está ubicado en el norte de la capital azuaya. Funciona desde hace 39 años y cuenta con fábricas, bodegas y locales de los importadores. Foto: Xavier Caivinagua para EL COMERCIO

El actual Parque Industrial está ubicado en el norte de la capital azuaya. Funciona desde hace 39 años y cuenta con fábricas, bodegas y locales de los importadores. Foto: Xavier Caivinagua para EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 1
Contento 0
Giovany Astudillo

El Municipio de Cuenca venderá 16 hectáreas del cuartel Cayambe, ubicado en el norte de la ciudad. Será una subasta en la que podrán participar los grandes y pequeños industriales del Ecuador.

Ese terreno fue donado este año por el Ministerio de Defensa, para que la Municipalidad obtuviera recursos para financiar las obras complementarias del Tranvía. Del total del espacio, 8,5 hectáreas serán destinadas a suelo industrial y el resto servirá para las calles interiores y áreas verdes.

Según el director municipal de Avalúos y Catastros, Pablo Peñafiel, una vez que el Concejo Cantonal declaró a esa zona como suelo industrial y que se hicieron los trámites internos, solo se espera que el alcalde Marcelo Cabrera ponga a subasta pública esa propiedad “en los próximos días”.

Entre los interesados están 10 empresas afiliadas a la Cámara de Industrias, Producción y Empleo de la capital azuaya y que además tienen sus fábricas en el Parque Industrial, que está ubicado al frente del cuartel.

Según el director ejecutivo de ese gremio, Andrés Robalino, para hacer una oferta por ese terreno se creará un fideicomiso, “que comprará el terreno a nombre de todas. Solo se espera la fecha de la subasta para constituirlo”. Posteriormente, y de acuerdo con la inversión que realice cada empresa, se distribuirá el espacio.

Según la disposición de las autoridades, este nuevo terreno industrial se destinaría exclusivamente para logística. Es decir, para bodegas de materias primas, insumos o productos terminados, estacionamientos para transporte de carga, zonas de maniobras para los contenedores, entre otros usos.

Pese a esa restricción, dice Robalino, este terreno es importante para ampliar el parque industrial, porque en un estudio de la Cámara se identificó que una empresa destina del 30% al 35% de sus instalaciones para las bodegas.

Robalino explica que ese espacio quedará libre en el actual Parque Industrial, para aplicar a las áreas de producción.

En un principio se valoró el predio en USD 20 millones. En el caso de que el monto sea superior, el excedente se deberá entregar al Gobierno Nacional, señala Peñafiel. “Pero el valor aún no está definido”.

Para Robalino, es un monto alto, “pero se requiere para reducir la presión que tienen muchas industrias. Si el precio llegara a sobrepasar los límites que internamente pondremos, saldremos de la subasta”.

Robalino explica que uno de los principales problemas que tienen las empresas cuencanas es el déficit de suelo industrial. Explica que entre 45 y 50 compañías requieren más de 130 hectáreas para su crecimiento. “Pensar en una extensión de terreno plano de esa magnitud es complejo, por lo que se debe pensar en otros cantones o en parque temáticos ubicados en las zonas rurales”.

El gerente de la Empresa Municipal de Desarrollo Económico de Cuenca, Carlos Rojas, señala que una alternativa es el Ecoparque Chaullayacu, que tiene 47 hectáreas destinadas a suelo industrial. De los 75 lotes, solo ocho están disponibles y tienen entre 1 100 y 1 200 metros cuadrados.

Chaullayacu está orientado a empresas de bajo y mediano impacto, como molineras, prendas de vestir, madera, imprentas, lácteos, pintura, productos farmacéuticos, reencauchadoras de neumáticos, curtiembres, alimentos, entre otras actividades.

Rojas agrega que el Municipio también tiene un proyecto que maneja la Dirección de Planificación. Se trata de tres terrenos en diferentes sectores del cantón, “que por razones lógicas no se pueden dar a conocer”. Entre todos sobrepasan las 150 hectáreas.
Rojas asegura que con su incorporación se cubrían las necesidades de los industriales cuencanos y se contaría con un margen de seguridad superior para el futuro.

Los empresarios también tienen otras propuestas. Según la directora de la Cámara de la Pequeña Industria de Azuay, Tania Suquinagua, su gremio solicitó al Alcalde el terreno
de 5 hectáreas que dejará el camal de la ciudad y que está ubicado a pocos kilómetros del Parque Industrial.

La idea es que allí se instalen pequeñas industrias de bajo impacto ambiental y un outlet. “Pero no hemos tenido una respuesta”, dice Suquinagua.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)