18 de febrero de 2015 16:09

Seis claves del caso por el que Cristina Fernández es acusada

Cristina Fernández de Kirchner, presidenta de Argentina. Foto: AFP

Cristina Fernández de Kirchner, presidenta de Argentina. Foto: AFP

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 1
Triste 2
Indiferente 0
Sorprendido 1
Contento 5
Agencia AFP
Buenos Aires

Este 18 de febrero se cumple un mes de la muerte de Alberto Nisman, el fiscal que presentó una grave acusación contra la presidenta de Argentina, Cristina Fernández de Kirchner.

La pesquisa de un ataque antisemita en 1994 en Buenos Aires reveló graves irregularidades judiciales y en los últimos 10 años no logró sentar a los imputados iraníes en ningún banquillo. El fiscal a cargo murió sospechosamente y la presidenta Fernández fue acusada de encubrimiento.

¿Qué pasó aquel 18 de julio de 1994?

A las 09:53 del lunes 18 de julio de 1994, un coche-bomba explotó en el edificio donde funcionaban la mutual judía AMIA y la Delegación de Asociaciones Israelitas Argentinas (DAIA), en un barrio judío en el centro de Buenos Aires. Hubo 85 muertos y 300 heridos.

Dos años antes, el 17 de marzo de 1992, otro atentado había destruido la embajada de Israel en Argentina, con 29 muertos y 200 heridos. Ambos ataques ocurrieron durante la presidencia de Carlos Menem, un musulmán descendiente de sirios, convertido al catolicismo.

La causa judicial sostiene que se usó como coche-bomba una camioneta blanca cargada con 400 kilos de un explosivo de nitrato de amonio, TNT y nitroglicerina amonal. Varias investigaciones periodísticas niegan su existencia y aseguran que los explosivos fueron depositados en un contenedor que estaba en la puerta.

Causas sin rumbo

Desde 1994 hasta 2003, la instrucción estuvo a cargo del exjuez federal Juan José Galeano, destituido por las irregularidades.

En 2001 empezó un primer juicio contra una decena de policías y el revendedor de autos robados Carlos Telleldín, acusado de entregar la camioneta utilizada como coche-bomba. Tres años después, el tribunal declaró nulo el proceso y los absolvió.

Telleldín, pagado por Galeano para imputar a los policías, volvió a ser imputado y espera fecha de nuevo juicio oral.

Para el segundo semestre de 2015 se espera otro juicio por encubrimiento contra Menem y el extitular de la DAIA Rubén Beraja, entre otros acusados.

La pista iraní

En 2003, el exembajador de Irán en Buenos Aires, Hadi Soleimampour había sido detenido en Londres a pedido de Argentina pero su extradición fue rechazada por falta de pruebas.

En 2006, el fiscal Alberto Nisman responsabilizó al gobierno de Irán y al grupo armado libanés Hezbollah. Imputó a ocho iraníes, entre ellos el exministro de Defensa Ahmad Vahidi, el expresidente Alí Rafsanjani (1989-1997) y el exconsejero cultural iraní en Argentina Moshen Rabbani.

En 2007, la justicia pidió la detención de cinco iraníes sobre los que pesa un “alerta roja” de Interpol.

En enero de 2013, Teherán y Buenos Aires firman un memorándum para conformar una comisión de expertos extranjeros que aclare los atentados y autoriza a un juez argentino a interrogar a los sospechosos en Irán. La comunidad judía argentina rechazó el acuerdo, aprobado en el Congreso pero declarado inconstitucional por la justicia.

Otra línea de investigación que nunca avanzó en la causa es la llamada “pista siria” , que sugiere que fue una venganza contra Menem por incumplir la promesa de entregar un misil Cóndor y transferir tecnología nuclear a Siria a cambio de apoyo financiero.

¿Quién era Alberto Nisman?

Tras el fracaso del juicio de 2003, el entonces presidente Néstor Kirchner (2003-2007) nombró a Nisman titular de una fiscalía especial para investigar el atentado. Este judío argentino, de 51 años, divorciado de una jueza y padre de dos hijas de 7 y 15 años, ya trabajaba en la causa desde 1997.

Sus detractores le adjudicaban lazos con Estados Unidos y con Israel, después de la publicación por Wikileaks en 2010 de los intercambios entre el fiscal y funcionarios de la Embajada estadounidense en Buenos Aires.

La presidenta Kirchner acusada

El pasado 14 de enero, Alberto Nisman presentó una denuncia acusando a la presidenta Kirchner y a su canciller Héctor Timerman de encubrir a los iraníes acusados. Basó su acusación en centenares de horas de escuchas telefónicas. El 13 de febrero el fiscal Gerardo Pollicita avaló la denuncia de Nisman y confirmó la imputación de la mandataria.

¿Nisman se suicidó?

Nisman fue hallado muerto en su apartamento el 18 de enero, la víspera de ampliar su denuncia en el Congreso. Se investiga la “muerte dudosa” del fiscal. Cerca del cuerpo, se encontró un arma Bersa calibre 22. La autopsia determina que no hubo terceras personas.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (3)
No (2)