28 de junio de 2017 17:41

En Cotacachi se suspenden las clases por la toma de la plaza

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 1
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
José Luis Rosales
Redactor (I)

En las unidades educativas urbanas y comunitarias de Cotacachi (Imbabura) no laborarán este 29 y 30 de junio de 2017. La medida es para precautelar la seguridad de los estudiantes durante los dos días en que se desarrollará nuevamente la toma de la plaza, en el marco de la celebración del Hatun Puncha (Día Grande, en español).

Para los estudiantes que van a rendir las pruebas Ser Bachiller las actividades no se suspenderá ya que están dentro de un calendario nacional.

En la última asamblea capitanes, cabildos e instituciones del Consejo de Seguridad Ciudadana de ese cantón, efectuada ayer, 27 de junio, también se acordó que los danzantes de las comunas kichwas de Morochos, Alambuela y Perafán no podrán se parte de la toma en los dos últimos días del mes.

Los vecinos de las tres comunas están identificados como supuestos responsables de los enfrentamientos ocurridos el segundo día, que dejó 40 heridos, por no cumplir con los horarios previstos para la ocupación de la plaza.

El herido de mayor gravedad es Edwin B., oriundo de la comunidad kichwa de La Calera, que permanece en la sala de terapia intensiva de una clínica de Quito. El profesor, de 28 años, tiene lesiones en su rostro que le habrían provocado, con un objeto contundente, durante la gresca.

Según el alcalde Jomar Cevallos, la gravedad de los últimos sucesos obligó a que el caso sea conocido por la Fiscalía. Incluso, señaló que hay videos en los que se podría identificar a los presuntos culpables.

Cada comunidad se encargará de retirar aciales y otro tipo de armas que lleven los danzantes. Igualmente, los dirigentes de los cabildos y capitanes deberán controlar la venta de licor artesanal durante la toma de la plaza.

A par, las autoridades confiscarán las bebidas alcohólicas en lugares de descanso de los bailadores. En los tres últimos meses previos a la celebración las autoridades decomisaron 500 litros del licor artesanal, explicó Israel Osnayo, coordinador de seguridad ciudadana y gestión de riesgos del cabildo.

Las comunidades se comprometieron a rescatar la vestimenta que identifican a cada comunidad, durante esta celebración, pues hasta ahora se usaban prendas de tonos verdes.

El objetivo de todos es salvaguardar el carácter cultural del Hatun Puncha y evitar actos de violencia como los que ocurrieron el domingo anterior.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (1)
No (0)