21 de March de 2015 19:35

El consumidor ecuatoriano tiene opciones en frutas y carnes

En el mercado nacional hay alternativas a las frutas importadas como las peras chilenas. Foto: Alfredo Lagla / EL COMERCIO

En el mercado nacional hay alternativas a las frutas importadas como las peras chilenas. Foto: Alfredo Lagla / EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 37
Triste 2
Indiferente 1
Sorprendido 9
Contento 45
Pamela García
pgarcia@elcomercio.com

El lunes pasado arribaron al Ecuador las primeras frutas importadas que empezaron a pagar las nuevas sobretasas del 45%, conforme a una medida oficial que empezó a regir desde el 11 de marzo pasado. Entre las frutas que pagaron la salvaguardia están las sandías, uvas, manzanas, naranjas y mandarinas, según la Aduana.

Para evitar que el alza de precios en estos productos afecte a la economía familiar, una de las principales estrategias es recurrir a productos sustitutos nacionales, señala Carlos de la Torre, subdecano de la Facultad de Economía de la Pontificia Universidad Católica.

El tema no es tan simple, pero hay que saber cómo se puede ahorrar. Las frutas importadas que empezaron a pagar la sobretasa arancelaria del 45% representan casi la mitad de la oferta en los mercados, en promedio. Ahora van a costar más y es probable que las nacionales también suban, aunque no tanto las de temporada.

En el mercado Iñaquito, por ejemplo, el durazno peruano costaba USD 0,40 la unidad antes de las salvaguardias, pero hoy está en USD 0,50. Este mismo producto en la oferta local tiene un precio de USD 0,20, un valor incluso más bajo que el precio anterior de la fruta importada. “Los clientes siempre apuntarán a lo más barato a la hora de comprar frutas”, señala Pilar Campos, propietaria de un puesto en este mercado.

Para sustituir a la naranja americana hay equivalentes como la mandarina, la uvilla, el tomate de árbol y la naranja nacional, que cuentan con un alto contenido de vitamina C y de antioxidantes, dice la nutricionista Carolina Crespo.

Washington Suárez, gerente del Mercado Mayorista, señala que hay que aprovechar las frutas de temporada ya que por la alta oferta reducen sus precios. “El cliente debe estar atento de los precios de los productos que se publican a diario en nuestra página web”, señala.

La temporada de mayor producción de naranjas, y que se refleja en menores precios, va de enero a marzo.

Manzanas, capulíes, reina claudias, mandarinas, duraznos, guabas, peras, uvillas, entre otras, se producen durante esta época. Por ejemplo, la caja de reina claudia y mangos llega a los USD 17.

Otra fecha importante para la fruta es de noviembre a enero. El banano, mango de comer, mango de chupar, mortiño, nuez, plátano o maqueño tienen alta producción y, por ende, un costo más bajo.

La Asociación de Bananeros del Ecuador dice que los precios de esta fruta llegan a los USD 5 por 43 libras.

“Hay productos que se producen todo el año; solo hay que saber comprar”, señala Carla Cobo, comerciante de fruta en el Mercado Mayorista.

Para comprar mora, que se produce durante todo el año, el consumidor debe percatarse de que no esté aplastada. En el caso de manzanas, peras, papayas, hay que comprar las que estén un poco verdes para que aguanten más. También, se debe comprar el tomate de árbol con la textura lisa y que sean pequeños, porque esos duran más y nos son amargos.

Otro alimento importado que genera preocupación entre los consumidores es la carne, que también tendrá que pagar una sobretasa del 45% .

Camilo Garcés, chef profesional, indica que anteriormente una parrillada completa (pollo, carne, chuleta y dos salchichas) tenía un precio de USD 3,99 por persona, hoy la porción individual podría llegar a costar hasta USD 6.

“Para reducir el costo de producción siempre se compra el producto nacional, además de que es de excelente calidad. La carne importada se adquiere para restaurantes gourmet, que tienen servicio de almuerzo y cena”, señala Garcés.

El chef cuenta que en el Mercado Central en Quito se consigue la carne más económica, incluso más barata que el Mercado de San Roque, adonde llega la mayor oferta de carne.

Jorge Morán, comerciante de carne en el Mayorista, comenta que la mayor oferta de carne viene de Santo Domingo y de Ambato. “Existe bastante producción de carne nacional, entonces no creo que cambien los precios”. Sin embargo, aclara que si los embutidos son importados sí van a registrar un aumento de precios.

En su local, cerca del 80% de los embutidos son importados.

Para comprar este producto en el mercado, Crespo recomienda fijarse en el color y textura. Debe ser rosado y suave, con poca grasa y sin muchas venas. “Debe ser suave, porque caso contrario será solo músculo, el cual es difícil de procesar en el estómago”.

 

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (32)
No (3)