31 de enero de 2017 16:20

El CNE y el Registro Civil defienden el padrón electoral

Pozo insistió en que hasta el momento no se ha presentado ninguna denuncia al respecto en el CNE o en ninguna Delegación Provincial Electoral. Foto: Adriana Noboa / EL COMERCIO

Pozo insistió en que hasta el momento no se ha presentado ninguna denuncia al respecto en el CNE o en ninguna Delegación Provincial Electoral. Foto: Adriana Noboa / EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 47
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 2
Contento 16
Adriana Noboa

Las alertas puestas en las redes sociales, ante la Organización de Estados Americanos (OEA) y ante el Tribunal Contencioso Electoral (TCE), en contra de la legitimidad del padrón electoral hicieron que el Consejo Nacional Electoral (CNE) y el Registro Civil respondan en conjunto.

Esta mañana, 31 de enero de 2017, ambas instituciones, encargadas de elaborar el padrón electoral ratificaron el argumento de que se cumplieron todos los procedimientos técnicos y legales para depurar el registro de electores.

Juan Pablo Pozo, titular del CNE, y sus compañeros Mauricio Tayupanta y Luz Haro estuvieron acompañados de Jorge Troya, director del Registro Civil, y de David Vera, principal del Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (INEC).

Pozo insistió en que hasta el momento no se ha presentado ninguna denuncia al respecto en el CNE o en ninguna Delegación Provincial Electoral. “No hay nada oficial o con documentos de respaldo”.

Para Troya, los cuestionamientos buscan solamente “empañar” el registro electoral. Y aclaró que han respondido oportuna y técnicamente a todas las observaciones que les realizaron durante el proceso de depuración, que inició en marzo pasado y finalizó el 4 de octubre con la publicación del padrón.

Troya recordó que el Registro Civil no puede registrar la muerte de ningún ciudadano de oficio, que para ello se requiere la solicitud de sus familiares y los documentos legales respectivos. De todas formas, confirmó que desde el momento de cerrar la base de datos para elaborar el padrón, el 15 de septiembre pasado, han fallecido alrededor de 18 000 personas, quienes constarán en la lista.

Estas personas constarán en el padrón, explicó, como ya lo ha hecho el CNE, al igual que todos quienes fallezcan hasta ese día, pero “no van a votar”.

Además, el director del Registro Civil pidió a la ciudadanía que les ayuden a depurar el registro y reporten las inconsistencias en las instalaciones de la entidad o al correo servicios@registrocivil.gob.ec porque “no podemos registrar algo que no conocemos”.

Troya mostró algunas cifras, por ejemplo, 12 730 000 de ciudadanos tienen cédulas electrónicas; es el 78% de la población. En el registro electoral; 9 519 415 de ciudadanos cuentan con fotografía, lo que facilitará el trabajo de las juntas receptoras del voto al verificar la identidad. Hay 348 personas mayores de 100 años que han renovado su cédula y 281 registros de cambio de género.

Las denuncias planteadas por la ciudadanía en redes sociales, que se volvieron virales, hacían referencia a personas que habiendo fallecido y seguían empadronadas para votar. Troya dijo que registraron 25 casos, pero que el CNE pidió que verifiquen 12 de ellos, de los cuales todos están justificados, afirmó.

La mayoría fueron casos cuyo fallecimiento fue a partir del 4 de octubre. Otros tres son desaparecidos, como los hermanos Restrepo e Ivonne Cazar, que legalmente no han sido registrados como muertos. En otros casos no hay el acta de defunción que compruebe el fallecimiento, pero sus cédulas, que constan en el padrón, están expiradas. Y Troya insistió “de oficio no puedo hacer las cosas, tiene que mediar una solicitud”.

Sobre la denuncia de la Comisión Nacional Anticorrupción, de que existe un exceso de 1 616 159 votantes en el padrón, de acuerdo a las proyecciones de población del INEC, su director, David Vera se limitó a decir que las cifras no son comparables.

La proyección es una estimación estadística de las personas que están en el país en determinado momento, el cual es un “dato completamente diferente al del registro electoral”. Y agregó que siempre ha existido una diferencia promedio de 8% entre el padrón y las proyecciones, pero que esta es la primera vez que en que se los compara, lo cual “no tiene sentido”.

El presidente del CNE dijo que esta es una “respuesta institucional absolutamente clara”. Y que las denuncias en contra del padrón son “absolutamente antitécnicas y absolutamente políticas”. Por lo que invitó a los denunciantes a que “vengan y vean cómo se construyó el padrón”.

Pozo incluso dijo que esta tarde remitiría un oficio a las cuatro misiones electorales independientes para que conozcan del tema y explicarles el proceso técnico. Mañana el TCE tratará en audiencia oral la denuncia del exauditor y actual candidato a la Legislatura, Néstor Marroquín, por este mismo tema.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (15)
No (12)