2 de April de 2010 00:00

Censo y precenso

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Pablo Ortiz García

Se anuncian más gastos, ante una caja fiscal deficitaria. El dinero que ingresa a las arcas del Estado no alcanza a cubrir el nivel de dispendio del gobernante que estudió economía en el exterior. No sé si allí también fallaron sus maestros, porque en Ecuador, según él, le fue mal con sus profesores, obviamente la culpa no fue del alumno.  El economista Correa en estos casi 4 años al frente de las funciones Ejecutiva, Legislativa, de Participación Ciudadana y de la Corte Constitucional (si me olvido de algún otro, pido disculpas), ha empeñado el mañana de la nación, para tener adeptos hoy.¿Qué nueva novelería se le ocurrió? Pues un censo para llevarlo adelante,  total la cuenta la pagan los ecuatorianos. “Censo.  Padrón o lista de la población o riqueza de una nación o pueblo”, según definición contenida en el Diccionario de la Lengua Española. Actualmente  se está llevando a efecto un precenso. Ya pasó por los barrios del centro y norte,  comenzó en los del sur de Quito, y en Guayaquil.Las preguntas  son: 1. ¿Quién es el jefe del hogar? 2. ¿Cuántas personas habitan en este hogar? 3. ¿Existe un establecimiento económico en el hogar? Analicemos el interrogatorio. En una sociedad en la que la mujer y el hombre tienen iguales roles y derechos; en el que las mujeres trabajan más, y en muchos casos mejor que los varones, ¿debe seguir existiendo la figura del “jefe”? Si ello fuere así, ¿con qué fin estadístico?La segunda pregunta  sí tiene sentido para conocer el número de personas que habitan en una casa, para luego obtener el de  del barrio y así establecer el número de gente que vive en cada kilómetro cuadrado de una ciudad y nación. La tercera, eso de saber si “existe un establecimiento económico en el hogar”, no comprendo a qué se refiere. ¿Será saber si hay una tienda o fonda en la construcción que están censando? De ser así, ¿cuál es el objeto si un censo busca conocer la riqueza o población de una nación, y no cuántos establecimientos comerciales existen?Según el Instituto Nacional de Estadística y Censos, “la información que se recopila permite conocer el volumen y características de las viviendas y sus servicios”. Con las respuestas al interrogatorio, ¿acaso el INEC obtiene los datos para conocer los servicios de cada inmueble? La contestación es obvia: ninguna de las preguntas tiene por objeto apreciar las características de la vivienda y sus servicios. Entonces, ¿qué pretenden con este precenso? Si  es que están detrás de conocer las “características de las viviendas y sus servicios”, los señores del INEC están desorientados, por cuanto con ese interrogatorio no alcanzarán el objetivo previsto, a menos que tras las respuestas se esconda otra intención.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)