12 de January de 2010 00:00

Cayambe sin un sitio para botar la basura

valore
Descrición
Indignado 1
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Redacción Ibarra

El nuevo relleno sanitario de Cayambe enfrenta a más de 60 comuneros con el Municipio. El desacuerdo por su funcionamiento en el límite de las comunas Santa Marianita y Otonsito ocasionó una batalla campal y tiene sin recolección de basura a más de 150 000 personas en ese cantón.

El problema se agudizó el fin de semana. Un grupo de moradores de las comunas San Francisco de Otonsito y de Santa Marianita de Pingulmí impidió el ingreso de los recolectores a ese sitio, desde el sábado pasado.

La Policía Municipal intervino y se desencadenó un enfrentamiento. El alcalde Diego Bonifaz, ausente por una licencia que le autorizó el Concejo Cantonal, retornó ayer. Luego de conocer el problema se declaró en huelga de hambre, como medida para propiciar el diálogo.

Luis Farinango, uno de los dirigentes de Santa Marianita, explicó que el actual botadero, que funciona desde el pasado martes,  contaminará en el futuro las fuentes de agua subterráneas.

A 15 minutos de Cayambe, en la vía hacia Otón, 60 personas obstaculizaban ayer   el paso de los recolectores con un cable, troncos y piedras.

Entre tanto, en la  Junta Parroquial de Otón,  Bonifaz se reunía con los líderes comunitarios que lo apoyaban. El Alcalde señaló que  el lugar escogido para el nuevo relleno está alejado de las poblaciones. “La oposición es una medida política”.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)