12 de noviembre de 2016 00:00

Hasta ahora hay 32 351 casas con daños detectados por el terremoto

Máster en Análisis Económico del Derecho y Políticas Públicas. Foto: Julio Estrella / EL COMERCIO

Albán es Máster en Análisis Económico del Derecho y Políticas Públicas. Foto: Julio Estrella / EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 9
Triste 0
Indiferente 2
Sorprendido 1
Contento 3
Redacción EL COMERCIO

Entrevista a Fabián Albán, viceministro de Desarrollo Urbano y Vivienda.

¿Cuántas viviendas fueron afectadas por el terremoto de abril y sus réplicas, según la información levantada por el Miduvi?
Levantamos la información de 45 455 casas de un igual número de familias. Hasta la fecha se ha validado o verificado que de esa cantidad, 32 351 sí tuvieron afectaciones por el terremoto y están en proceso de ejecución para la construcción de nuevas o en reparación.

¿Qué pasó con el resto?

La información de las 13 104 casas aún está en proceso de validación o en análisis. Esta se levanta con la visita de un técnico, un especialista en el área social y un abogado. Ese equipo entrevista a las familias en donde se encuentren (albergues, refugios o donde estén), se visita el lugar de la vivienda destruida para constatar que es así y luego los datos se validan en un sistema.

¿En qué provincias se encuentran esas casas?

En Manabí, Esmeraldas, Guayas, Los Ríos, Santa Elena, Bolívar, Cotopaxi, Pichincha y Santo Domingo de los Tsáchilas.

¿Cuántas viviendas se han construido hasta el momento, tanto en las urbanizaciones hechas por el Estado, como en terrenos propios?
Quisiera que se aclare que hasta el 16 de octubre eran 420 casas en total: 102 casas en terrenos urbanizados y 318 en terreno propio. A esa fecha también teníamos 7 643 viviendas reparadas.

Actualmente, hasta el 8 de noviembre, se tienen 438 casas nuevas en urbanizaciones y 615 en terreno propio con un total de 1 053 viviendas nuevas. Las viviendas reparadas subieron a 11 167; todas están terminadas y entregadas.

¿En qué provincias están esas 438 casas nuevas en urbanizaciones?
358 están en Manabí y 80 en Los Ríos. Todas cuentan con los servicios básicos, como agua, luz, alcantarillado; todo lo que necesitan. En Manabí se construyeron en las urbanizaciones Acuarela II en Bahía de Caráquez, Sí mi casa en Manta y El Guabito en Portoviejo. En Los Ríos se levantó la urbanización Brisas del Río.

¿Dónde se ubican las viviendas que se levantaron en terreno propio?
La mayoría se encuentra en Manabí: 378. Otras 71 están en la provincia de Esmeraldas y el resto se reparte entre las demás provincias afectadas.

¿Cuánto cuesta construir cada casa?
Las nuevas viviendas están valoradas en USD 10 000 más IVA, mientras que para la reparación se llega hasta los USD 4 000; esos valores se entregan como incentivos. El beneficiario tiene que hacer un copago del 10%, con un plazo de gracia de un año y realizar el pago de 36 meses para las nuevas y 16 meses para las que necesiten reparaciones. Es decir, en el primer caso, el damnificado pagará USD 1 000 en 36 cuotas de USD 27,77; mientras que el segundo caso serán USD 400 en 16 meses (USD 25).

¿En Esmeraldas, la segunda provincia más afectada, dónde se construye?

Estamos con proyectos en Muisne, Chamanga, Atacames, Portete y Quinindé.

¿En la zona de Bunche se construye para la reubicación de los damnificados de la isla y demás afectados por el terremoto?
Es en la vía a Bunche y es para todos los que perdieron sus casas en el terremoto.

¿Qué tipo o modelo de casas se edifican?
Hay varios, como el de la caña guadúa, de ‘steel panels’, de paneles estructurales (de Kubiec) y de estructura metálica o de construcción tradicional; esta última -por ejemplo- se usa en Manta. Son de planta alta y planta baja.

¿Se han construido casas con pilotes?
Son casas palafíticas, porque hay zonas que no son de riesgo alto, pero que en algún momento puede ser que se inunden. Son las típicas viviendas de la Costa. Se construyeron en la zona rural y ahí se encuentra la mayor parte. Por ejemplo, se levantaron en Rocafuerte (Manabí) y están hechas para mitigar las inundaciones.

Por ejemplo, en el reasentamiento de El Matal (Jama) les propusimos el modelo palafítico, porque es una zona de pescadores, está cerca de la playa y está en una cota que no representa riesgo de inundación, pero las personas prefirieron la vivienda en planta baja. Ningún proyecto en general se hace sin la socialización. En cambio, en Babahoyo logramos que las personas salieran del paso lateral. No querían, pero se pudo convencer a 236 familias que aceptaran dejar esa zona de riesgo. El trabajo social fue importante porque se acompaña a las familias.

¿Las familias de El Matal ya tienen sus casas?
En la actualidad se han entregado 20 unidades y las familias ya viven en ellas. Son viviendas en terreno propio.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (8)
No (8)