7 de November de 2009 00:00

La Carolina, el parque más visitado

valore
Descrición
Indignado 2
Triste 1
Indiferente 1
Sorprendido 0
Contento 3

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Redacción Quito

El parque La Carolina tiene una extensión de 64 hectáreas, se halla en el corazón del Quito empresarial, tal como en Nueva York se encuentra el Central Park. Lo enmarcan las avenidas Eloy Alfaro, Naciones Unidas, De los Shyris y Amazonas.

En este espacio verde cada semana se recogen 40 toneladas de basura. El Municipio calcula que 50 000 personas pisan esta área de recreación  cada semana. Eso lo convierte en el parque más visitado de la ciudad.

Tiene siete baterías sanitarias, ocho canchas sintéticas de fútbol con acceso libre, siete canchas de tenis de uso gratuito. Siete restaurantes, una pista de atletismo de 800 metros, un parque acuático, una pista de bicicrós, otra de estilo libre...

Además, está lleno de árboles de eucalipto, de pino, una laguna. Desde las 05:00 hasta las 08:00, por ejemplo, grupos de corredores como Correcaminos, Cero Límites, Ruta 42, se reúnen para entrenar. Un camino para ciclistas y trotadores de más de 4 km se abre entre los bosques y espacios verdes del parque.

A toda hora del día se ve a gente en bicicleta, trotando o   jugando vóley  y fútbol. Andrés Espinoza, por ejemplo, acude a ese lugar todos los días para entrenar su estilo libre en la pista de bicicleta. Salta de un lado a otro en la media tubería, saca los pies, gira 360 grados el cuadro de su bicicleta y aterriza.

Al mismo tiempo, al parque acuden 112 vendedores ambulantes regularizados. Óscar Villacís, actual administrador, calcula que durante los fines de semana llegan hasta unos 400 vendedores sin el permiso para laborar.

En La Carolina se puede comer desde cebiche con chochos, empanadas de verde, hasta algodón de azúcar y batidos de frutas tropicales y serranas.

En el nororiente

El Metropolitano es el sitio para la naturaleza

Redacción Quito

Sin duda, sus 557 hectáreas de extensión lo convierten en el parque más grande del Distrito. Según la Administración, 80 000 personas visitan mensualmente este lugar, pero por su amplio espacio e irregulares recorridos se lo considera un parque no clásico.

Doce senderos, con rutas mínimas de un kilómetro y máximo de 10, recorren las 350 hectáreas de bosque de eucalipto. En estos chaquiñanes la gente puede practicar la bicicleta de montaña y la caminata de campo. Los caminos son irregulares, con raíces, subidas y bajadas. Además, cada sendero tiene su grado de dificultad.

El camino Los Huiracchuros, de 1,5 km de distancia, por ejemplo, es solo para ciclistas expertos y personas con buen físico. Por el contrario, el chaquiñán Pájaro Carpintero, de 1,2 kilómetros, está diseñado para que pueda ser transitado por personas en silla de ruedas.

El Metropolitano tiene 22 chozones  ubicados en distintos puntos del sitio. En ellos, los usuarios pueden disfrutar de asados con vista a nevados como el Cotopaxi, Cayambe y Antisana.

La estadounidense Marcy Kelley visitó el parque el jueves   junto a su hija, por la nostalgia que le producía. Ella vivía en Quito hasta hace seis años. 

Además, el Metropolitano ofrece actividades como visitas guiadas gratuitas para observación de aves. Para esto, los visitantes deben realizar una reservación con dos días de anticipación al 2 469 568. La entrada al parque se encuentra en El Batán alto, Juan de Dios Martínez y Portugal.

En el centro

El Itchimbía, un lugar con plantas nativas

Redacción Quito

La vista de este parque de 54 hectáreas es su atractivo principal. Desde sus estribaciones se puede observar la ciudad desde el extremo sur hasta los picos del monte Fuya Fuya, al norte de la región.

La gente acude al Itchimbía para hacer uso de sus instalaciones. La ciclovía -con sus 2 700 metros de distancia- recorre el parque con subidas y bajadas. Además, también ofrece el camino peatonal de 2 500 metros.

En el sector sur del parque se encuentra el humedal andino, una laguna donde actualmente se pueden observar el nacimiento de ranas marsupiales.

Una de las principales características es la presencia de plantas y árboles nativos. Un vivero de 16 000 plantas y 50 especies permiten al usuario conocer sobre la flora del Ecuador. Para conocer mejor este parque, el usuario tiene la posibilidad de requerir un guía gratuita todos los días de 09:00 a 17:00.

La gente acude a este espacio verde también para hacer uso de las tres canchas de fútbol y voleibol, además, los niños pueden ir a la zona de juegos múltiples.

Todos los jueves, por ejemplo, un grupo de estudiantes de la Facultad de Medicina de la Universidad Central acuden a este parque a jugar fútbol.

En este lugar existen algunas actividades regulares. Con el apoyo de Ciclópolis, sábados y domingos los visitantes pueden alquilar bicicletas por un precio de USD 1 la media hora. Cada mes, a las instalaciones del Itchimbía, acuden alrededor de 35 000 personas.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (3)
No (5)