12 de November de 2014 21:22

El cansancio es una causa frecuente de accidentes

En marzo del 2013, un accidente dejó 12 personas fallecidas y 25 heridos.

Imagen referencial de archivo del año 2012. Foto: EL COMERCIO.

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 23
Triste 7
Indiferente 0
Sorprendido 4
Contento 1
Diego Bravo

Dos viajes entre Quito y El Coca (Orellana) en un solo día. Eso lo hace Jairo en un bus interprovincial. En el primer recorrido maneja desde las 03:00 hasta las 09:00. En el segundo es entre las 18:00 y 24:00. Por cada viaje le pagan USD 25. Tiene 37 años y dice que duerme en una pequeña cama de media plaza, ubicada en la parte posterior del bus. “El trabajo es fuerte, pero tengo que hacerlo para mantener a mi familia a la que veo cada 7 o 15 días”.

Eran las 18:00 del lunes. Una tenue lluvia caía sobre los buses en la terminal de Quitumbe, sur de la capital. A esa hora, Geovanni, de 38 años, se alistaba para manejar un bus que salía a Quevedo.

Se molestó cuando se le preguntó sobre sus condiciones de trabajo: me pagan USD 500 al mes por conducir, pero cuando se daña el carro, uno tiene que hacer incluso de mecánico. Eso implica mucho trabajo para todos…”.

El estudio denominado Choferes interprovinciales 2013, que fue levantado por el Centro de Apoyo a Víctimas de Accidentes de Tránsito (Cavat), ya alertó que uno de los principales problemas que afecta a los choferes de buses en carretera son las insuficientes horas de descanso. Pero también se cita la no afiliación al IESS.

Polo Paredes es vicepresidente de esta agrupación y con base en datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS) advierte que un 95% de percances en el mundo se reporta por fallas humanas. Allí constan accidentes ocasionados por reflejos tardíos cuando el conductor está cansado.

Sin especificar el tipo de automotor, la Agencia Nacional de Tránsito (ANT) dice que el cansancio al conducir está entre las 13 causas frecuentes de siniestros. Únicamente entre enero y septiembre de este año se reportaron 195 casos por esta causa (en ese período, en total, hubo 28 893 hechos).

En el accidente registrado el fin de semana y que dejó 15 muertos (en este caso el seguro dijo que sí pagará a los afectados), la primera hipótesis que se manejó fue que el conductor se había dormido.

Luego, un testigo y el controlador dijeron otra cosa y ahora los investigadores tratan de ver exactamente qué ocurrió.

¿Cuáles son los controles para verificar que un conductor interprovincial ha descansado lo suficiente antes de viajar a escala nacional? Héctor Solórzano, director de la ANT, explica que en las terminales terrestres se revisa y hay registros de las rutas y frecuencias que están manejando los conductores.

“Hacemos inspecciones y evaluaciones en las compañías”. Para ello también se colocaron máquinas para medir si el conductor ha ingerido alcohol y el chofer puede salir luego de pasar este prueba.

Según datos de la Agencia, la embriaguez del conductor es la quinta causa de siniestros.

De hecho, en el nuevo Código Integral Penal se determinaron tres niveles de sanciones para los conductores ebrios. 

Por el cansancio del conductor, en mayo pasado, por ejemplo, 15 personas resultaron heridas en un accidente ocurrido en la autopista Cuenca - Azogues, sector de Challuabamba. Los pasajeros indicaron que el conductor se quedó dormido.

En agosto del 2013, un bus que se volcó en la vía El Carmen - Pedernales (Manabí) dejó 12 heridos. Testigos dijeron que el chofer también se había dormido en el trayecto.

En marzo del año pasado, el accidente de un bus dejó 12 personas muertas y 25 heridos en la vía Bucay-Triunfo. En ese entonces, los pasajeros contaron que todo se originó por el cansancio del chofer. El hecho se produjo a las 03:00, mientras el automotor cubría la ruta entre Pelilleo y Guayaquil. En el bus, que se fue a un abismo, viajaban comerciantes y artesanos de la Asociación Tierra Azual del cantón Pelileo. Ellos se trasladaban a la Feria del jean.

Este Diario quiso hablar con los dirigentes de cooperativas de buses interprovinciales, pero hasta el cierre de esta edición su presidente, Abel Gómez, estaba en reuniones.

La Organización Mundial del Trabajo establece que el tiempo promedio para conducir es de cuatro horas continuas, pero en Quito los choferes de buses interprovinciales dicen que lo hacen hasta seis.

Ese es el caso de Jairo. La idea es que todos los viajes se hagan con dos conductores, aunque esto no se cumple en todas las cooperativas. Jairo dice que entre viaje y viaje duerme unas cinco o cuatro horas. Tras hacerlo limpia el bus, cuenta el dinero de la caja y sale nuevamente. Dice que mientras más viaja más ingresos tiene cada mes.

En el informe de Cavat se detalla que los bajos salarios es otro problema que afrontan los choferes interprovinciales. “Al recibir ese tipo de remuneraciones, los conductores conducen a alta velocidad para llegar pronto a sus destinos y así hacer más carreras. Se necesita estandarizar los sueldos”, precisa Paredes.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (10)
No (2)