5 de junio de 2014 11:16

Caos y embotellamiento récord por huelga de metro en Sao Paulo 

Huelgas en Brasil. Foto: AFP

Huelgas en Brasil. Foto: AFP

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 1
Contento 0
AFP

La huelga en el metro de Sao Paulo provocó hoy jueves 5 de junio un embotellamiento matinal récord de 209 km y dejó a cientos de miles sin transporte a una semana del Mundial, con pasajeros agolpados como ganado en los vagones o haciendo filas interminables para poder tomar un autobús.

La huelga de los trabajadores del metro, parcial e ilimitada, pone bajo presión a las autoridades a exactamente una semana de la ceremonia inaugural y el primer partido de la Copa del Mundo (Brasil-Croacia) el 12 de junio en el estadio Arena Corinthians de Sao Paulo.

El metro es la principal vía de acceso al estadio mundialista en esta megalópolis de 20 millones de personas y transporta cada día en promedio a unos 4,5 millones de paulistas.

Declarada tras el fracaso de negociaciones salariales, la huelga afecta parcialmente a tres de las cinco líneas del metro.

La situación se agrava por una huelga de 75% de los agentes de circulación de tránsito de esta inmensa ciudad.

El embotellamiento récord de 209 km es el mayor registrado en lo que va del año, y el tercero mayor en la historia de Sao Paulo para las horas de la mañana.


Peleas para entrar al tren

En Itaquera, la estación de metro del estadio Arena Corinthians, varios pasajeros rompieron las rejas de entrada al amanecer. La gente se agolpaba para entrar, pero el tren no estaba operando. Algunas personas pasaron incluso a las vías. Finalmente los empleados decidieron abrir la estación para calmar el tumulto.

“El problema va a ser volver en la noche. No vale ni la pena ir, el tren está llenísimo y por la noche va a ser peor. La gente ya estaba peleándose por entrar al tren”, dijo  Edith Carvalho, de 40 años, que vive en Itaquera y trabaja en el elegante barrio de Higienópolis, en la zona central de Sao Paulo.

“Y este es el país de la Copa...”, se queja otra usuaria, apresurándose a entrar al tren.

Para facilitar los desplazamientos durante la huelga, la alcaldía decidió autorizar a todos los vehículos a circular por las calles, en vez de alternar por matrículas pares o impares como sucede habitualmente.

En la estación Tucuruvi, la cola para tomar un autobús daba la vuelta a una manzana y tenía más de 300 personas, según el sitio G1.

“Voy a trabajar y ya estoy llegando tarde; voy a tener que caminar o tomar un autobús pero no sé cómo llegar sin el metro”, lamentó Milene Moreira, de 40 años.

Cerca de 4.000 militantes del movimiento Sin Techo y 400 miembros de la policía militar manifestaron la noche del miércoles de manera separada cerca del Arena Corinthians, y bloquearon una de las principales avenidas de esta inmensa ciudad.

Hace menos de dos semanas, una huelga de choferes de autobús en Sao Paulo provocó embotellamientos récord de 168 km en la mañana, y dejó a más de un millón de personas sin transporte.


Aumento de dos dígitos

El sindicato de los 10 000 empleados del metro de Sao Paulo consideró insuficiente la oferta de reajuste salarial anual de 7,8% propuesta por el gobierno estatal de Sao Paulo. Reclama un aumento de 16,5%.

“No es posible aceptar un aumento de menos de dos dígitos”, declaró antes del anuncio oficial de la huelga el presidente del sindicato, Melo Prazeres Junior.

“Es el mundo real. La inflación del precio de los alimentos y la inflación general son bastante más elevados ” que la propuesta de las autoridades, subrayó.

El jueves de tarde está prevista una audiencia de conciliación.

Hace exactamente un año, Sao Paulo fue el punto de partida de la revuelta social histórica que sacudió a este gigantesco país emergente de 200 millones de habitantes en plena Copa Confederaciones.

Dentro del calendario mundialista, la selección de Chile llegará este jueves de noche a Belo Horizonte (sureste) , sumándose a Australia, Croacia e Irán que ya están en Brasil.

La selección brasileña, en tanto, viajará desde su centro de entrenamiento en Teresópolis (en las montañas del estado de Río de Janeiro) a Sao Paulo para enfrentarse el viernes a Serbia en su último amistoso antes de la Copa, confiada tras la goleada de 4-0 asestada a Panamá el martes.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)