10 de febrero de 2016 20:48

Australia cree que pedido de la ONU para liberar a Assange no es vinculante

Panel de la ONU considera ilegal la detención de Assange

Julian Assange está refugiado en la Embajada de Ecuador en Londres desde 2012 para evitar su extradición a Suecia. Foto: Archivo

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 3
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 7
Agencia EFE

El Gobierno de Australia cree que el pedido del grupo de trabajo de la ONU sobre detenciones arbitrarias en favor de la libertad del fundador de WikiLeaks, Julian Assange, no es legalmente vinculante, informaron hoy (10 de febrero del 2016) medios locales.

Este panel de la ONU determinó el 5 de febrero que la detención de Assange -quien está refugiado en la Embajada de Ecuador en Londres desde 2012 para evitar su extradición a Suecia por supuestos delitos sexuales- es "arbitraria" y que su decisión es "jurídicamente vinculante".

El Ministerio de Exteriores de Australia no solo rechaza esa opinión sino que tampoco ha realizado ninguna gestión ante las autoridades británicas o suecas respecto a la decisión de la ONU, que ha sido rechazada por los gobiernos británicos y suecos.

Un alto cargo del ministerio, Jon Philp, dijo ante una comisión del Senado que Australia no ha abordado el caso de Assange con las autoridades suecas desde diciembre de 2011, según la agencia AAP.

"Afronta un debido proceso en ambos sistemas legales", acotó Philp, en referencia al caso en el que está implicado el periodista australiano de 44 años.

Scott Ludlam, senador del Partido Verde australiano, preguntó por qué Australia consideró en su momento como legalmente vinculante una decisión del mismo panel de la ONU cuando se trataba de la activista birmana Aung San Suu Kyi y no lo hace ahora en el caso de Assange.

El secretario del Ministerio de Exteriores, Peter Varghese, le respondió que "los asuntos legales se deciden siempre caso por caso".

La ministra de Exteriores, Julie Bishop, ha ofrecido a Assange asistencia consular a la vez que busca asesoría legal sobre las consecuencias del pronunciamiento de la ONU sobre su detención, agregó la fuente.

Assange fue detenido en Londres el 7 de diciembre de 2010, poco después de la filtración por parte de WikiLeaks de cables diplomáticos confidenciales de EE.UU., a petición de la Justicia sueca, que le reclama por delitos sexuales.

Assange, quien niega los cargos, cree que Suecia lo extraditaría a Estados Unidos, donde afrontaría un juicio militar y una eventual condena a pena de muerte por las revelaciones de su portal. 

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)