26 de octubre de 2015 00:00

La adjudicación del Metro entra en la fase final

El Metro incluye un túnel de 22 kilómetros de Quitumbe a El Labrador. La estación La Magdalena, en el sur, está lista (foto). Foto: El Comercio

El Metro incluye un túnel de 22 kilómetros de Quitumbe a El Labrador. La estación La Magdalena, en el sur, está lista (foto). Foto: El Comercio

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 32
Triste 0
Indiferente 2
Sorprendido 1
Contento 22
Mayra Pacheco

El proceso para adjudicar la construcción de la fase dos del Metro de Quito (un túnel de 22 kilómetros y 13 paradas) está en la recta final. La segunda prórroga de la propuesta económica presentada por el consorcio Odebrecht-Acciona, para ejecutar este proyecto,vencerá este viernes 30.

En el transcurso de esta semana se espera que la actual administración municipal adjudique la obra a Odebrecht-Acciona. Para este punto se esperaba, primero, contar con la no objeción de cuatro organismos multilaterales que financiarán una parte de este sistema de transporte masivo.

La Empresa Metro de Quito informó, el viernes pasado, que aún no se tenían noticias sobre la no objeción. Y que tampoco tenía planificado pedir otra ampliación a la validez de la oferta económica, porque se encontraban dentro del plazo.

Sin embargo, este Diario conoció extraoficialmente que los organismos multilaterales: Corporación Andina de Fomento (CAF), Banco Mundial (BM), Banco Europeo de Inversiones (BEI) y Banco Interamericano de Desarrollo (BID) emitieron ya el pronunciamiento de no objeción.

Esta acción equivale a una aprobación de los informes remitidos por la comisión técnica de la Empresa Metro sobre la fase dos y el proceso de negociación que se acordó con el consorcio con miras a reducir los costos de este sistema de transporte. Esto permitió que esta etapa del proyecto pase de USD 1 587 millones a 1 537 millones, eliminando de la obra la construcción de las subestaciones eléctricas y el sistema integrado de recaudo. Estas certificaciones viabilizarán la adjudicación de la construcción del túnel y las 13 paradas al consorcio Odebrecht-Acciona.

Para iniciar con los trabajos aún se debe cumplir otros procesos. Una vez que se asigne a la constructora se deberá firmar el contrato hasta 60 días después de haber cumplido con la adjudicación, explicó Édgar Jácome, exgerente de la Empresa Metro de Quito.

Además de suscribir la documentación el Municipio deberá entregar al consorcio un anticipo de alrededor de USD 261,29 millones. Esto representa el 17% del valor de toda la fase dos (1 537 millones). En este precio no se incluye el costo de los coches, rieles ni de las paradas multimodales de El Labrador y La Magdalena.

Odebrecht-Acciona, por su parte, deberá entregar una garantía sobre el buen uso que se dará al anticipo. El resto de desembolsos se realizará en función del cumplimiento del plan de obras acordado. El proyecto plantea que la construcción del túnel y paradas del Metro tomará 42 meses, incluidos seis meses de prueba.

Para Sergio Garnica, concejal del Movimiento Vive e integrante del Directorio de la Empresa Metro de Quito, el cumplimiento de este proceso (adjudicación) servirá también para que la cláusula de confidencialidad de este proyecto sea levantada y se puede acceder a información que tenía el carácter de reservada.

“Los colegios de profesionales y los ediles podrán continuar con el proceso de fiscalización del Metro de Quito”, enfatizó el edil.
En las políticas del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) se establece que la cláusula de confidencialidad, que impide revelar información del proceso en la etapa de licitación, se levantará una vez que se proceda a la adjudicación de esta importante obra.

Por su parte, Patricio Ubidia, concejal de Alianza País y también integrante del Directorio de Metro de Quito, mencionó que luego de que se concrete la adjudicación espera que se ejecute ya el proyecto.

“La construcción del Metro debió empezar a fines del 2014 (...). Hemos perdido casi un año”, dijo Ubidia.

Parte de las demoras se produjeron porque luego de la apertura de las ofertas económicas, presentadas en julio del 2014, el precio del Metro se incrementó. El proyecto pasó de costar USD 1 500 millones, como planteó la administración municipal anterior, a 2 009,8 millones. Los recursos serán financiados por el Gobierno Nacional (750 millones) y el Municipio (1 259,8 millones).

En la reforma del presupuesto municipal 2015, aprobada en el Concejo Metropolitano el 12 de octubre pasado, consta ya el rubro que se destinará inicialmente para el Metro. Son alrededor de USD 287 millones.

La aspiración de la Alcaldía es iniciar con los primeros trabajos del Metro en este mismo año. Las primeras intervenciones se enfocarán en construir las aperturas de las estaciones, pozos de ventilación y salidas de emergencia a lo largo de toda la ruta, desde Quitumbe a El Labrador.

La mayoría de trabajos se ejecutará en espacios públicos, como por ejemplo en el parque La Carolina.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (17)
No (1)