31 de julio de 2020 00:00

La videoconferencia cambió el vestuario del teletrabajador

El teletrabajador debe cuidar también de su corte de cabello y limpiar su rostro

El teletrabajador debe cuidar también de su corte de cabello y limpiar su rostro. Foto: Ingimage

valore
Descrición
Indignado 1
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 2
Ana Cristina Alvarado
Redactora (I)
aalvarado@elcomercio.com

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Durante la emergencia sanitaria nació el concepto de la ‘camiseta Zoom’. Esta es una prenda que se mantiene a la mano para lucir profesional en videoconferencias laborales sin disminuir la comodidad de la ropa casera.

“La gente se ha liberado de los uniformes tan estrictos, como los de la banca. Las mujeres que usan esas prendas muchas veces no pueden ni moverse, para agacharse, por ejemplo, deben hacer una sentadilla. Ahora, hay mayor libertad”, dice el diseñador ecuatoriano Gustavo Moscoso.

La constructora de moda Paulina Andrade concuerda. Las prioridades al trabajar en casa son el bienestar y la comunicación, explica. Vestir muy formal y atender una reunión desde el hogar se verá fuera de contexto. Pero no hay que descuidar que la vestimenta es un canal que expresa la importancia que se da a los interlocutores y los temas a tratar.

Las prendas superiores ganaron protagonismo en este contexto, pues es lo que se ve en video. Por ello, es importante elegir una camiseta, blusa o camisa adecuada.

En términos generales, Andrade recomienda colores y cortes sutiles, que no distraigan a los participantes del mensaje en el encuentro.

“La camiseta de algodón es la reina del teletrabajo, sea para hombres o mujeres”, dice Andrade. Esta prenda sencilla puede acompañarse de accesorios y otras prendas que la eleven. Los estampados son una alternativa que personaliza y da identidad a la camiseta.

Para citas más formales se aconseja el uso de una blusa o camisa con un blazer ligero. Los colores y cortes deben mantenerse en las líneas sencillas. En ambos casos, los accesorios son necesarios, pues dan toques de luz a la imagen, aunque deben ser pequeños.

El cuidado personal debe complementar y ser coherente con la ropa, de acuerdo con Isabel Avilés, consultora de moda. El peinado, las uñas y la barba deben cuidarse.

El maquillaje debe ser natural, con la ayuda de productos que iluminen el rostro. Los ojos y la boca son lo primero que se ve, por tanto, ayudará peinar y rellenar sutilmente las cejas, pues son el marco de la cara, y dar color y humectación a los labios.

“También hay que tomar en cuenta que siempre puede haber una emergencia que nos obligue a levantarnos bruscamente. Llevar un jean puesto salvará la situación”, advierte Avilés, debido a que muchos han optado por usar prendas inferiores muy informales porque supuestamente no se ven.

“El teletrabajo está cambiando la moda”, dice Moscoso. Los diseños ahora usan telas confort y los cortes son más flexibles, dando cabida a las líneas ‘leisure wear’ o ropa para el tiempo libre. Son prendas para el hogar con telas que se asemejan a casimires, por ejemplo, y que permiten estar cómodo y verse bien. “Es para las personas que trabajan en casa, se ven impecables en las reuniones y después van a la cocina o juegan con sus hijos”, cuenta Moscoso.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (4)
No (1)