Lasso a la Fiscal: ‘Solicito precisar si algún…
Una persona murió atropellada en accidente en la ave…
El cantón Durán declara en emergencia su sistema de …
Una menor de 8 años murió arrastrada por el río Bobo…
En Imbabura se alista un nuevo curso internacional p…
Cuenca mantiene alta demanda en pasaportes y cédulas
El cacao de Santo Domingo de los Tsáchilas se va a M…
Acnur y el gobierno de Ecuador definen el mecanismo …

El Vaticano publica su manual del buen ecologista

El papa Francisco dirige la misa de Pentecostés en la capilla del Santísimo Sacramento de la Basílica de San Pedro, en el Vaticano. Foto: AFP

El papa Francisco dirige la misa de Pentecostés en la capilla del Santísimo Sacramento de la Basílica de San Pedro, en el Vaticano. Foto: AFP

El Vaticado publicó el manual de ecología integral, este se basa en la encíclica ‘Laudato Si’ promulgada hace cinco años por el papa Francisco. Foto: AFP

El Vaticano publicó un manual “de ecología integral”, modo de empleo para la aplicación de la encíclica ‘Laudato Si’, promulgada hace cinco años por el papa Francisco, informó este viernes 19 de junio 2020 su sitio de internet.

Un “documento interdicasterial” (interministerial, ndlr) fue presentado el jueves 18 de junio de 2020 en el Vaticano y en él se reitera “su compromiso con la ecología integral”, indicó Vatican News.

Este documento de 200 páginas, redactado antes de la pandemia y titulado “Sobre el camino hacia el cuidado de la casa común”, es el fruto de cinco años de trabajo.

Define pistas concretas para la ecología, con base en “Laudato si”, encíclica de tono muy social, que denuncia la explotación de los seres humanos y la naturaleza.

El texto “actualiza el mensaje principal de la encíclica: todo está relacionado, no hay crisis separadas sino una crisis socio-medioambiental única y compleja que requiere una verdadera conversión ecológica”, indica Vatican news.

El texto reitera “la necesidad de esa conversión ecológica, un cambio de mentalidad que conduzca a cuidar la vida y la creación”.

El documento llama a luchar contra el desperdicio alimentario, con base en la idea de que “botar alimentos equivale a ‘robárselos a los pobres’”, añade.

Al defender una “economía circular”, pide luchar contra el acaparamiento de tierras, los grandes proyectos agroindustriales contaminantes, el trabajo infantil, el trabajo no declarado y las “ nuevas formas de esclavitud”.

El mundo de la finanza no sale mejor librado, al asegurar que debe ahora buscar la “primacía del bien común” para tratar de terminar con la pobreza.