28 de enero de 2019 20:44

Tribunal de casación ratifica pena contra 20 extranjeros por transportar tiburones dentro de la reserva de Galápagos

La compañía Fuzhuo Honglong Ocean Fishery emitió este 13 de noviembre de 2017 un comunicado en el que calificó de 'abusos' las acciones realizadas por la justicia ecuatoriana respecto al barco Fu Yuan Yu Leng 999 y a su tripulación, detenida en Galápagos

La compañía Fuzhuo Honglong Ocean Fishery emitió este 13 de noviembre de 2017 un comunicado en el que calificó de 'abusos' las acciones realizadas por la justicia ecuatoriana respecto al barco Fu Yuan Yu Leng 999 y a su tripulación, detenida en Galápagos en agosto. Foto: Juan Carlos Pérez/ EL COMERCIO.

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 1
Contento 43
Redacción Guayaquil

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

El Tribunal de Casación de la Sala Penal de la Corte Nacional de Justicia ratificó la sentencia de uno, tres y cuatro años de pena privativa de libertad contra 20 ciudadanos chinos. Todos eran tripulantes del buque carguero Yuan Yu Leng 999, que fue detenido el 14 de agosto de 2017 dentro de la reserva marina de Galápagos. En su interior hallaron 300 toneladas de tiburones, en su mayoría de especies protegidas.

Los jueces nacionales Iván Saquicela, Daniella Camacho y Édgar Flores acogieron el pasado 23 de enero de 2019 la pena impuesta en primera instancia por la jueza de Garantías Penales de San Cristóbal, Paola Arroyo, por delito contra la flora y fauna silvestre. La decisión del Tribunal se basa en el desistimiento del recurso de casación por parte de los abogados de los procesados, según informó en un comunicado la Fiscalía General del Estado.

La audiencia de juzgamiento se realizó el 27 de agosto de 2017. En ese proceso, Arroyo analizó 18 pruebas presentadas por la Fiscalía, entre ellas el peritaje de identificación de las especies incautadas y del impacto ambiental, así como el informe de rastreo satelital del Parque Nacional Galápagos, con la ruta de la embarcación dentro de la reserva.

El buque chino fue detenido 63,9 kilómetros al este de la isla San Cristóbal. En sus bodegas portaba tiburones de especies protegidas, como martillo y silky o sedoso, ambos incluidos en la categoría de especies amenazadas y vulnerables, según la Unión Internacional para la Conservación.

La sentencia se amparó en el artículo 247 del Código Orgánico Integral Penal (COIP). Este sanciona con prisión de uno a tres años a quienes cacen, pesquen, capturen, transporten, trafiquen o comercialicen especies amenazadas, en peligro de extinción y migratorias.

Antes del dictamen del Tribunal de Casación, el caso pasó por la Corte Provincial de Justicia del Guayas. En esta fase se reformó el veredicto de la jueza da Galápagos y se redujo a tres años la pena contra el capitán del buque. La sanción contra el resto de la tripulación no varió.

Cuatro ciudadanos chinos fueron condenados como autores del delito: tres de ellos a 3 años de prisión y 4 años para el capitán. Mientras que los 16 restantes fueron sentenciados a un año como cómplices.

Según informó la Fiscalía, la sentencia incluye el pago de una indemnización por USD 5 912 000. Además incluyó multas para los cuatro autores materiales, equivalente a diez remuneraciones básicas (USD 3 750) y nueve remuneraciones básicas para los 16 cómplices (USD 3 375). “El carguero Yuan Yu Leng 999 quedó en poder del Estado ecuatoriano y previo a su devolución deberán cancelar USD 6 137 753,42”.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (16)
No (0)