Los rostros de los migrantes ecuatorianos que no lle…
841 256 personas reciben el bono de USD 50; la lista…
Informe de Contraloría sobre contratos en España sig…
Testimonio: ‘He visto personas morir mientras …
César Díaz: ‘El próximo año comenzarán a funci…
15 beneficios se revisan en la ley para promover nue…
Al menos tres muertos y 50 heridos en descarrilamien…
Hombre intentaba acabar con su vida en Portoviejo

Ecuador: 26% de adultos mayores aún no recibe 2da. dosis contra covid-19 ¿Qué pasa con la vacunación completa en otras edades?

En el campus de la UDLA de la avenida de los Granados, ayer, se desarrolló la vacunación para personas desde los 18. Foto: Julio Estrella / EL COMERCIO

La población de la tercera edad es la más protegida contra covid-19 en Ecuador, al disponer de la vacunación completa. Las cifras oficiales nacionales muestran que el 73,7% de los adultos mayores ha recibido las dos dosis, hasta finales de julio pasado.

Esta cobertura impacta en una menor mortalidad en el grupo etario de mayor riesgo. Paralelamente, cae la cantidad de los contagios en pacientes con morbilidad grave, que requiere de hospitalización y/o cuidados intensivos.

Guido Jaramillo, de 83 años; y su esposa de 78, están conscientes de que, si no hubieran recibido las dos dosis de Sinovac, no habrían superado el covid-19. Ayer cumplieron 14 días de aislamiento estricto en su casa para superar la infección, que no saben dónde la adquirieron.

En el encierro han sentido cansancio, perdieron el apetito y la noción del tiempo. Pasando un día, un terapista respiratorio les asistió. “Esta es una lección para quienes creímos que estábamos cubiertos con las dos dosis. No es así. El secreto está en cuidarse, cumplir los protocolos de bioseguridad”, enfatiza Guido.

Las personas de 65 años en adelante debían ser inmunizadas en la fase 1, pero el anterior Gobierno no cumplió su meta. El nuevo ha seguido inoculando y aún falta el 26,3% restante.

Las provincias con más población envejecida, como Pichincha, Manabí y Azuay, entre otras, ya cuentan con una cobertura superior al 72%, porcentaje con el que se alcanzaría la inmunidad comunitaria.

Pero esa no debe ser excusa para dejar de cuidarse. Silveria, de 74 años, completó su vacunación con Sinovac el 4 de mayo del 2021, en Cuenca. Pero su nieta de 15 años le transmitió el virus el 18 de julio.

Tres días después, esta mujer presentó dolor de garganta y tos. El hisopado confirmó el contagio y siguió con decaimiento.

Pero el martes 28 de julio, su temperatura superó los 40 grados y se controló tras siete horas. Una tomografía determinó que sus pulmones estaban en grado dos de afectación. Casi fue hospitalizada.

La doctora que la atiende no entendía cómo se complicó. Sospecha que le atacó la variante Delta, narra su hija.

Desde hace dos días, Silveria está mejor y recibe terapias de respiración. Mañana le practicarán otra prueba para ver si superó el virus.

Guayas, localidad con más de 300 000 adultos mayores, todavía no ha logrado esta meta hasta el 31 de julio (65,5%).

Junto con Guayas están 11 provincias con porcentajes menores al 67% de inmunizados con dos dosis. Destaca Cañar que busca detener a la variante Delta (ver gráfico interactivo).

Orellana se ubica en primer lugar, con menos adultos mayores inmunizados completamente. En esta zona, 51 de cada 100 adultos mayores están inmunizados.

El Gobierno arrancó el plan Fénix, con el cual se llegará a los lugares más alejados como este.

¿Qué pasa con la vacunación de la población económicamente activa?

El gran reto en este momento es la protección de la población, de 16 a 64 años de edad, que se contagia más en el país. Además, de cumplir la meta de 9 millones de inoculados con las dos dosis hasta el 31 de agosto del 2021.

En ese sentido, la aplicación de primeras dosis a quienes están entre los 50 y 64 años de edad ya supera el 72% en la mayoría de las provincias, a excepción de Sucumbíos, Morona Santiago, Pastaza y Chimborazo, con alta ruralidad.

La inoculación con la segunda dosis en este grupo etario aún tiene un promedio nacional del 29% hasta julio, por lo que todavía va cuesta arriba.

Con la aplicación de segundas dosis de Sinovac, Pfizer y AstraZeneca en agosto, se buscará remontar el porcentaje. Galápagos tiene a casi el 98% de inoculados completos.

Muy por debajo de las islas está Loja y Azuay con cerca del 47%, en donde también se lucha contra la variante Delta. Otras 21 provincias están con porcentajes menores a este.

La OMS enfatiza en que la primera dosis expone al sistema inmunitario al antígeno, es decir, a la proteína que da lugar a la producción de anticuerpos contra la enfermedad. En tanto, la segunda potencia la respuesta inmunitaria para que el organismo recuerde cómo luchar contra el virus si entra de nuevo en el organismo.

Asimismo, la OMS alerta que la anticipación o postergación de segundas dosis por fuera de la fecha del agendamiento pudiera modificar la protección. Se aconseja esperar 28 días para recibir la segunda dosis de Pfizer y Sinovac. Para AstraZeneca, 84 días.

Respecto a los más jóvenes de 16 a 49 años de edad, apenas ocho de cada 100 estaban inoculados con ambas dosis, hasta este julio. Galápagos es la excepción, pues está próximo a cubrir al 100%.

Chimborazo, Sucumbíos, Morona Santiago, Pastaza, Cañar, Esmeraldas y Santo Domingo registran menos del 60%, con primeras dosis.

En este grupo es más evidente que la inmunización con la segunda dosis va a distintos ritmos: mientras Loja, Zamora, Azuay, Bolívar y Pichincha tienen de 11 a 13% de vacunados; en Sto. Domingo, Esmeraldas y Tungurahua, el 5%.

En este gráfico se puede visualizar la evolución de la aplicación de primeras y segundas dosis a escala nacional:

Suplementos digitales