Lasso viajará por 6 días a EE.UU. por exámenes de su párpado
Mujer que pretendía vender a su hija de 8 meses por …
Fausto Olivo: ‘Ley de Uso de la Fuerza descuidó un p…
Cantón Playas, un imán que atrae a grupos inversioni…
En un mes de diálogo se firmó un acuerdo
Consejos para ahorrar al planificar un viaje al extranjero
Un baño de naturaleza es el encanto de Íntag
Geofísico advierte sobre caída de ceniza por explosi…

Reino Unido prohíbe fumar en el auto si viajan menores

Los fumadores y conductores que permitan que se fume en los automóviles con niños recibirán una multa de USD 76. Foto: Pixabay.

Los fumadores y conductores que permitan que se fume en los automóviles con niños recibirán una multa de USD 76. Foto: Pixabay.

Los fumadores y conductores que permitan que se fume en los automóviles con niños recibirán una multa de USD 76. Foto: Pixabay.

El gobierno británico extendió hoy 1 de octubre su prohibición de fumar a los vehículos en los que viajen menores, con lo que la legislación británica antitabaco pasa así a ser una de las más estrictas del mundo.

Con este cambio legal se busca "proteger a niños y adolescentes de los efectos dañinos del humo de terceros", señala en el comunicado el gobierno. La ley se aplica a Inglaterra y Gales.

Exponiendo a los menores al tabaco de los cigarrillos se incrementa el riesgo de enfermedades como la meningitis, el cáncer, la bronquitis, la neumonía y el asma.

"Fumar un único cigarrillo en un auto expone a los menores a elevados niveles de contaminantes y químicos que causan cáncer como el arsénico, el formaldehído y el alquitrán. Y la gente a menudo cree erróneamente que abriendo la ventana o dejando entrar aire fresco se reduce el riesgo", explica Sally Davies, directora de la oficina de salud del gobierno.

A los fumadores y los conductores que permitan que se fume en automóviles con niños se les puede imponer a partir de hoy una multa de USD 76 dólares.

Además, las autoridades introdujeron una disposición adicional en la normativa por la que se prohíbe a los comerciantes vender cigarrillos eléctronicos y líquidos para esos dispositivos a menores de 18 años, así como que los adultos compren esos productos para alguien menor de esa franja de edad.

En Reino Unido, donde ya existe la prohibición de fumar en lugares públicos, los fumadores suman 10 millones de personas. Según los datos del gobierno, anualmente unos 200 000 menores se ven expuestos al tabaco de terceros.