Gremios se pronuncian por la alerta roja de covid-19…
Lasso dice que es ‘indignante’ la senten…
Siete postulantes a la Corte Constitucional rendirán…
Diana Salazar presentó avances en juicios contra Cel…
Transportistas urbanos de Quito preocupados por su s…
Ecuador enfrenta 86 procesos internacionales, dice P…
¿Cómo validar certificados médicos en el IESS?
Policía golpea al microtráfico, vinculado a la viole…

En la Facultad de Medicina de la U. Central, el recorte implicará perder un tercio de profesores

En la Facultad de Medicina de la Universidad Central. Foto: Archivo / EL COMERCIO

En la Facultad de Medicina de la Universidad Central. Foto: Archivo / EL COMERCIO

En la Facultad de Medicina de la Universidad Central. Foto: Archivo / EL COMERCIO

Entre estudiantes y más personal de la Facultad de Medicina de la Universidad Central del Ecuador (UCE) hay preocupación por la situación de los profesores a contrato. El Ministerio de Finanzas, en medio de la emergencia sanitaria causada por el covid-19, decidió aplicar un recorte presupuestario a 32 universidades y politécnicas públicas, de alrededor de USD 100 millones. Este afecta directamente a las carreras de salud.

Ramiro Estrella, decano de esa Facultad, señaló que un tercio de sus maestros trabaja bajo esa modalidad. Ese tercio representa cerca de 100 profesores de diferentes programas de formación.

“Son totalmente necesarios. Si el recorte implica que no podremos contratarlos eso determinará el no abrir las carreras de medicina y enfermería”, dijo Estrella.

El Decano de esa facultad manifestó que ya se ha hecho un muestreo para ver las opciones que se pueden tomar en caso de que se concrete el recorte presupuestario anunciado por el Gobierno.

Estrella dijo que es muy complicado poner a otros maestros en esas áreas porque significaría disminuir otras actividades como la investigación o la vinculación con la sociedad, entre otras. “No podemos reemplazar a un tercio de nuestros profesores de la noche a la mañana”, indicó.

La decisión del Gobierno implicaría un recorte de USD 98 210 190,78 (el monto total que el Régimen decidió eliminar de lo que tenían presupuestado 32 universidades).

Sobre este tema, la Secretaría de Educación Superior, Ciencia, Tecnología e Innovación (Senescyt) ha dicho que la educación superior pública se financia con un porcentaje de recursos de la recaudación del IVA y del Impuesto a la Renta.

Al verse disminuida la recaudación de esos rubros habrá 10% menos de recursos para la educación superior. Pero las universidades y académicos han recordado que la Constitución señala que ni siquiera en emergencia o estado de excepción se pueden tocar fondos destinados a la educación y a la salud.
Estrella manifestó que se tomó la decisión de aplazar las matrículas en su facultad porque “sería irresponsable que se realice ese proceso y después no existan profesores”.

Dicha resolución no se limita a la Facultad de Medicina. La decisión es de toda la UCE y se la tomó en una sesión extraordinaria del Consejo Universitario realizada ayer, martes 5 de mayo del 2020.

El anuncio del recorte también generó reacciones en los estudiantes. Cientos se congregaron en los alrededores de la Universidad Central, para manifestar públicamente, pese al riesgo de contagio en una concentración, su malestar y preocupación porque se quite presupuesto a la educación pública. Según Juan Ponce, de la Flacso, el recorte en educación media y superior alcanza los USD 398 millones. El Ministerio del ramo no ha respondido el pedido de información de EL COMERCIO, enviado el 1 de mayo.

MÁS SOBRE LA EMERGENCIA SANITARIA

Noticias

Medidas de protección

Mapa de infectados

Glosario

Suplementos digitales