En el ‘crossfit’ no se cumple el uso de las mascaril…
La Asamblea Nacional se inaugura con fisura entre PSC y Creo
Gabriela Núñez: ‘Sicarios arrebataron la vida de Any…
Ley de Tránsito puede bloquear a las ‘appsR…
Clínicas privadas de rehabilitación operan por años …
Podcast: Entérese con EL COMERCIO, 15 de mayo del 2021
Mayoría de barrios sigue con directivas prorrogadas en Quito
Pocos planes en el sector turístico para el feriado …

85 animales exóticos provenientes de Oriente Medio fueron rescatados de un basurero en el puente de Rumichaca

Los animales, procedentes de medio oriente, fueron hallados en el interior de un basurero en el puente de Rumiuchaca tras una denuncia. Foto: cortesía Ministerio del Ambiente.

Los animales, procedentes de medio oriente, fueron hallados en el interior de un basurero en el puente de Rumiuchaca tras una denuncia. Foto: cortesía Ministerio del Ambiente.

Los animales, procedentes de medio oriente, fueron hallados en el interior de un basurero en el puente de Rumiuchaca tras una denuncia. Foto: cortesía Ministerio del Ambiente.

20 geckos leopardos, seis ranas venenosas, siete ciempiés y 52 arañas que, presuntamente iban a ser comercializados en Ecuador,  fueron hallados en el interior de un basurero en el Puente Internacional de Rumichaca. Así lo informó este lunes 24 de junio del 2019 el Ministerio del Ambiente del Ecuador (MAE). 

Según el MAE, una denuncia ciudadana permitió que personal de la Dirección Provincial del Ambiente de Carchi y de la Unidad de Protección del Medio Ambiente de la Policía Nacional realicen el rescate.  Los 85 animales “provienen de medio oriente“, dice Damián Ponce, responsable de biodiversidad del ministerio y, en el país, pueden ser comercializados “entre USD 80 y USD 100”. 

Todos los ejemplares rescatados fueron trasladados al vivarium de Quito. Allí se les realizará una valoración veterinaria, asegura el Ministerio que añadió que se realizará un procedimiento administrativo con base en los artículos 320 numeral 2 y 326 del Código Orgánico del Ambiente (COA).

Ambos establecen “el decomiso total de las especies de vida silvestre y multas que pueden ascender hasta los 200 salarios básicos unificados“, concluye el MAE.