4 de noviembre de 2018 00:00

Poblaciones de animales se reducen

La continua deforestación y la contaminación son algunas de las amenazas más fuertes para la biodiversidad del planeta. Foto: cortesía Shutterstock/Destinyweddingstudio, Joerg Huettenhoelscher, Alla Berlezova, 24Novembers/WWF

La continua deforestación y la contaminación son algunas de las amenazas más fuertes para la biodiversidad del planeta. Foto: cortesía Shutterstock/Destinyweddingstudio, Joerg Huettenhoelscher, Alla Berlezova, 24Novembers/WWF

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 2
Indiferente 0
Sorprendido 2
Contento 2
Redacción Tendencias
(I)
tendencias@elcomercio.com

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

El impacto del ser humano en el planeta es cada vez más evidente. Actividades como la deforestación, la sobreexplotación de los recursos, la contaminación y el cambio climático han causado una disminución del 60% en las poblaciones globales de especies de vertebrados en los últimos 40 años.

Estos datos fueron revelados esta semana en el último informe Planeta Vivo del Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF), el cual se publica cada dos años desde hace dos décadas. Según esta organización, el informe presenta “un panorama desolador del impacto de la actividad humana sobre la vida silvestre, los bosques, los océanos, los ríos y el clima del mundo”. También hace un llamado de atención sobre la necesidad de tomar acciones urgentes en favor de la naturaleza para evitar el avance de la problemática.

En América Latina y América Central la situación es más grave. En esta zona se ha evidenciado una disminución del 89% en el tamaño de las poblaciones de especies en comparación con 1970.

Hugo Arnal, director país WWF-Ecuador, explica que este resultado se puede relacionar con las altas tasas de deforestación que existen en las regiones tropicales del planeta, particularmente América del Sur. Debe recordarse, dice, que a escala global, si bien los bosques representan una cobertura de aproximadamente 30% de la superficie terrestre, son hábitat para el 80% de esta biodiversidad.

En general, la pérdida y la degradación de hábitats, más la sobreexplotación de especies, han causado los impactos más fuertes en todos los ecosistemas. Ambos factores representan por lo menos dos terceras partes de todas las amenazas registradas para las poblaciones dentro de cada grupo.

Animales como el leopardo de las nieves, los grandes felinos y los rinocerontes, además de los problemas en sus hábitats, tienen que enfrentar la persecución humana debido a la caza y el comercio ilegal.

Los ecosistemas de agua dulce han sido identificados como los más amenazados. En estas zonas, las 3 358 poblaciones de las 880 especies analizadas han tenido una reducción del 83% desde 1970 hasta el 2014. Esto es más evidente en reptiles, anfibios y peces.

El informe indica que estos ecosistemas están amenazados sobre todo por la modificación, fragmentación y destrucción de los hábitats; presencia de especies invasoras; pesca excesiva; contaminación; prácticas forestales; enfermedades; y cambio climático. En algunos casos se puede evidenciar la combinación de todos estos factores.

Marco Lambertini, director General de WWF Internacional, dice que la reducción de los sitios naturales y las poblaciones de vida silvestre son un indicador del “enorme impacto que estamos ejerciendo sobre el planeta”. Una muestra de esto es la desaparición del 20% de la Amazonía en solo 50 años y se estima que la Tierra ha perdido aproximadamente la mitad de sus corales de aguas poco profundas en los últimos 30 años.

Según Bernal, a pesar de los compromisos asumidos globalmente por los países signatarios de la Convención sobre Diversidad Biológica, en especial a aquellos denominados las ‘Metas de Aichi’, se ha observado un empeoramiento del denominado IUCN Red List Index (RLI), lo que indica que el estado de conservación de las especies cuyas poblaciones se han monitoreado se ha deteriorado. El director de WWF Ecuador explica que es necesario disminuir los procesos de transformación y destrucción de hábitats, como lo que está ocurriendo en Ecuador con las plantaciones de palma aceitera.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (3)
No (1)