24 de octubre de 2019 15:51

La historia detrás de la foto de la madre con cáncer que abraza a su hijo recién nacido

Jade Devis fue diagnosticada con un tipo raro de cáncer de mama mientras estaba embarazada. Decidió someterse al tratamiento de la enfermedad y continuar con su embarazo y dio a luz a un niño. Foto: captura.

Jade Devis fue diagnosticada con un tipo raro de cáncer de mama mientras estaba embarazada. Decidió someterse al tratamiento de la enfermedad y continuar con su embarazo y dio a luz a un niño. Foto: captura.

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 2
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 46
Redacción Elcomercio.com

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Una enternecedora historia está detrás de una imagen que no ha dejado de circular en redes sociales. En la instantánea aparecen una mujer que ha perdido su cabello como consecuencia de la quimioterapia que los médicos utilizaron para tratar un cáncer de mama que le fue diagnosticado mientras estaba en el primer trimestre de su embarazo y su hijo recién nacido. 

Quien aparece en la fotografía es Jade Devis, una mujer de 36 años que solo semanas después de enterarse que estaba embarazada fue diagnosticada con un raro tipo de cáncer de mama: triple negativo de tipo 2. 

La mujer tuvo que tomar una dura decisión, pues los médicos le comunicaron inicialmente que si es que ella decidía someterse a tratamiento para combatir la enfermedad, su hijo moriría. Sin embargo, aunque Davis decidió tratar el cáncer, su bebé nació sano. Por ello ella lo llama un "milagro". 

Devis confesó, según un comunicado emitido por Loma Linda University Health, donde recibió el tratamiento, que "no sabía como me sentía sobre mi embarazo hasta que me dijeron que no debía continuarlo. Entonces algo se despertó en mi interior. Quería quedarme con mi bebé porque no iba a permitir que un extraño me diga el destino de mi hijo", declaró. 

Devis es una madre soltera. Notó que tenía un bulto en su seno en marzo del 2019, poco tiempo antes le habían informado que estaba embarazada. El bulto en su mama era bastante grande y se sentía duro al tocarlo. Entonces decidió visitar un médico que la envió a un radiólogo quien le dijo que lo más probable era que se trate de una alteración como consecuencia del embarazo. 

Sin embargo, a la mujer no le convenció el diagnóstico, por lo que solicitó que se le realice una biopsia. Hoy reconoce que "si lo hubiese ignorado, estaría muerta". 

Los médicos le dijeron a la mujer que, por su diagnóstico y su embarazo temprano, era muy poco probable que pueda dar a luz a un niño sano y le recomendaron que, si deseaba continuar con la gestación, visite a un especialista

Para poder salvar su vida, la mujer tuvo que someterse a una tumorectomía, que, según explica la clínica Mayo en su sitio web, "es una cirugía para extirpar el cáncer u otro tejido anormal de la mama". Otros nombres para esta cirugía son "cirugía de conservación de mama" o "escisión local amplia". A diferencia de una mastectomía, en la tumorectomía se extrae solamente una parte de la mama. 

Este procedimiento requería que la mujer sea anestesiada, lo que también le generó miedo, pues temía que la anestesia general afecte a su bebé. Los médicos le aseguraron que había bloqueos nerviosos que ayudarían a proteger a su hijo. La cirugía terminó siendo un éxito. 

El especialista en cáncer de mama Gayathri Nagaraj tomó el caso de la madre quien pronto supo que la cirugía era solo una parte en su camino hacia la recuperación, pues debía someterse a varias sesiones de quimioterapia porque el tipo de cáncer que le fue diagnosticado "tiene un alto riesgo de resurgir en otros órganos", explica la  Loma Linda University Cancer Center en su sitio web. 

Nagaraj asegura que la quimioterapia es un proceso duro para cualquier paciente, sin embargo, en el caso de esta mujer, los médicos tuvieron que tomar precauciones adicionales y estar alertas para poder asegurar tanto su bienestar como el de su bebé.

Según la clínica, Devis estuvo acompañada por médicos de varias especialidades entre los que estaban un obstetra, un nutricionista, enfermeros, entre otros.  Los cuidados tuvieron éxito y finalmente la madre dio a luz a un bebé al que llamó Bradley a finales de julio del 2019.

Sus tratamientos finalizarán cuando termine el mes de noviembre, pero ella asegura estar agradecida de haber poder dado traer al mundo a su hijo. Sus médicos confían en que al acabar el tratamiento, Devis estará libre de cáncer. 

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (8)
No (1)