13 de septiembre de 2020 00:00

Tráfico de fauna sigue en la región

Un mono chorongo víctima de tráfico fue rehabilitado en la veterinaria de Proyecto Sacha.

Un mono chorongo víctima de tráfico fue rehabilitado en la veterinaria de Proyecto Sacha. Fotos: Cortesía Eliana Molineros y Hospital Tueri

valore
Descrición
Indignado 1
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 0
Contento 1
Isabel Alarcón
Redactora (I)

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Después de ocho años de vivir encadenada a un árbol, una mona fue rescatada de un hogar ecuatoriano durante la emergencia sanitaria. Este animal era considerado una mascota en esta vivienda ubicada en Los Bancos, hasta que fue retenida y llevada a una clínica, donde permanece en el área de cuidados intensivos.

Los monos son las principales víctimas del tráfico de especies en el país, al igual que iguanas, tortugas y pericos. Durante este año, se encontró incluso una nutria que era la mascota de una familia en Guayas. El comercio ilegal de animales no se detuvo por la emergencia sanitaria y, en algunos casos, se incrementó.

Un análisis de Wildlife Conservation Society (WCS) demuestra que 954 especímenes vivos fueron reportados en noticias sobre decomisos de fauna silvestre, posiblemente destinados al mercado de mascotas. Esta investigación se llevó a cabo entre enero y junio del 2020 en Colombia, Perú, Bolivia y Ecuador. Estos animales pertenecen a 89 especies y las más reportadas fueron la iguana verde, el loro real amazónico o cabeza amarilla y las tortugas hicotea y morrocoy.

Las tortugas son los reptiles más frecuentes en decomisos de fauna silvestre. Fotos: Cortesía Eliana Molineros y Hospital Tueri

Las tortugas son los reptiles más frecuentes en decomisos de fauna silvestre. Fotos: Cortesía Eliana Molineros y Hospital Tueri


Entre las noticias más alarmantes sobre tráfico de fauna silvestre de este período se encuentra el decomiso de 15 000 huevos de iguanas en Colombia, el hallazgo de 200 cadáveres de vicuñas en Perú y la retención, en China, de 26 toneladas de aletas de tiburón provenientes de Ecuador.

Las aves suelen llegar con heridas en el pico y patas por estar enjauladas. Fotos: Cortesía Eliana Molineros y Hospital Tueri

Las aves suelen llegar con heridas en el pico y patas por estar enjauladas. Fotos: Cortesía Eliana Molineros y Hospital Tueri


Diego Cisneros-Heredia, director del Hospital de Fauna Silvestre Tueri de la Universidad San Francisco de Quito, cuenta que estos meses de pandemia han sido los más demandantes en la historia del hospital. Esta es la primera vez que atienden simultáneamente a cinco monos víctimas de tráfico, cada uno de una especie diferente. Además de la primate encadenada, otro caso que impactó a los especialistas fue el de un mono al que tuvieron que amputarle el brazo por la magnitud de los daños.

Los loros son unas de las aves que más se comercializan ilegalmente en el país. Fotos: Cortesía Eliana Molineros y Hospital Tueri

Los loros son unas de las aves que más se comercializan ilegalmente en el país. Fotos: Cortesía Eliana Molineros y Hospital Tueri


Según la Unidad de Protección del Medioambiente de la Policía Nacional, desde enero hasta agosto del 2020 se han retenido 2 315 especímenes de fauna silvestre en el país y 144 kilogramos de carne silvestre. En el mismo período del 2019, se retuvieron 3 163 ejemplares y 550 kilogramos de carne.

Eliana Molineros, fundadora de Proyecto Sacha, dice que históricamente lo que más se “mascotiza” son aves y reptiles. Desde que empezó a atender a fauna silvestre en el 2018, ha movilizado a más de 300 tortugas a sus provincias de origen. Hasta este centro llegó la nutria Coffee, que vivió durante ocho meses como mascota en un hogar y, tras ser rescatada, murió.

Las iguanas verdes llegan constantemente hasta el hospital Tueri, en Quito. Fotos: Cortesía Eliana Molineros y Hospital Tueri

Las iguanas verdes llegan constantemente hasta el hospital Tueri, en Quito. Fotos: Cortesía Eliana Molineros y Hospital Tueri


Para combatir y entender esta problemática, este jueves WCS y el Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF) presentaron la Alianza por la Fauna Silvestre y los Bosques. Este proyecto regional cuenta con el apoyo de la Unión Europea, que destina 5,5 millones de euros a acciones en Perú, Colombia, Bolivia y Ecuador. En el país se coordina con el Ministerio del Ambiente y Agua para el diagnóstico sobre el tráfico de fauna silvestre.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (0)