3 de enero de 2020 00:00

La película ‘Cats’ llega con canciones nuevas y efectos digitales

La adaptación de uno de los musicales teatrales más longevos de Broadway se estrena este viernes 3 de enero del 2020 en las salas de cine de Ecuador. Foto: Outnow.ch.

La adaptación de uno de los musicales teatrales más longevos de Broadway se estrena este viernes 3 de enero del 2020 en las salas de cine de Ecuador. Foto: Outnow.ch.

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 4
Sorprendido 0
Contento 0
Fernando Criollo
Redactor (I)
fcriollo@elcomercio.com

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

En el 2012, el director Tom Hooper estrenó ‘Les Misérables’, su primera adaptación del teatro musical al cine y que ganó tres de las ocho nominaciones a los Oscar. Con ese antecedente, Hooper vuelve al género, ahora con ‘Cats’.

La obra surgió hace 38 años, inspirada en los poemas del británico T. S. Eliot. Con varios premios a su favor, ‘Cats’ se interpretó durante 21 años en Londres y 18 en Nueva York, hasta llegar a ser un referente.

En el momento de trasladarla a la gran pantalla, la confianza traiciona al director y su segundo filme musical queda lejos de repetir las ovaciones de ‘Les Misérabless’. Si el cine musical no figura entre los géneros favoritos del espectador, ‘Cats’ puede convertirse en una prueba de resistencia.

Hooper firma el guion junto con Lee Hall. Se sigue, en líneas generales, la trama original, que narra la historia de una tribu de gatos conocidos como los Jellycats, durante la noche del año en que deben decidir cuál de ellos renacerá en una nueva vida.

Francesca Hayward, del Royal Ballet, es la primera frente a la cámara interpretando a una gata abandonada en un callejón, donde es rodeada por un elenco de actores en leotardos digitales y una extraña definición anatómica, dando vida a los Jellycats. Taylor Swift, Idris Elba, Judy Dench e Ian McKellen tendrán su propio acto musical como protagonistas.

Video: YouTube, cuenta: SensaCine TRAILERS


Parece que el retoque digital intentara borrar la frontera entre felinos y humanos, pero deja una impresión confusa sobre las intenciones estéticas del director y a la película, en el limbo entre una aventura animal y un drama humano, donde hay pocas líneas de diálogo que no se dicen cantando.

Otra condición es que, para apreciar la dimensión musical de esta obra, será indispensable ver el filme en su versión original en inglés. Hayward se lleva todo el mérito en cuanto a la interpretación vocal y coreográfica.

Entre los números musicales asoma una historia que busca mover hilos emocionales apelando a temas como el abandono, la soledad y la esperanza. También hay un mensaje de amor por los animales, en especial por los indescifrables felinos. Pero, finalmente, el recorrido del filme es una mezcla de montaje teatral que, a ratos, tropieza con una puesta en escena cinematográfica.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (3)