Otro preso muerto y cinco heridos deja nuevo alterca…
Cómo acompañar a las mascotas al morir
El máximo jefe de las FF.AA. sobrevoló la cárcel de Cotopaxi
Diócesis en Nueva York ocultó por años abuso sexual …
La eliminación del ISD en el sector aéreo impulsará …
Una caravana por Quito está prevista para la noche d…
Policía libera a un empleado retenido por los presos…
COE de Huaquillas solicita que se revise el estado d…

La deportación de Bieber en espera por respuesta de Barack Obama

Justin Bieber descansa en una playa de Panamá. Foto. RONALDO SCHEMIDT / AFP

Justin Bieber descansa en una playa de Panamá. Foto. RONALDO SCHEMIDT / AFP

Los ciudadanos estadounidenses lograron reunir las cien mil firmas que necesitaban para solicitar la deportación de Justin Bieber del país, por lo cual el presidente Barack Obama tendrá que pronunciarse al respecto.

La campaña se inició el jueves pasado, a través del portal de solicitudes del sitio web de la Casa Blanca. El documento hoy logró reunir 103 mil firmas, superando el umbral de las 100 mil necesarias para que el tema sea considerado por el presidente.

“Nosotros, el pueblo de Estados Unidos, sentimos que estamos siendo erróneamente representados en el mundo de la cultura pop”, señala la petición, creada por “J.A.” en Detroit el jueves pasado, el día en que el músico canadiense fue arrestado en Miami Beach por conducir intoxicado y correr carreras ilegales de autos.

“Nos gustaría que el peligroso, irresponsable, destructivo y abusador de drogas Justin Bieber fuera deportado y su ‘tarjeta verde’ revocada. No sólo amenaza la seguridad de nuestra gente sino que además es una influencia desastrosa para los jóvenes de nuestro país”, dice el documento.

“A nosotros, el pueblo, nos gustaría echar a Justin Bieber de nuestra sociedad”, agrega.

No hubo comentarios inmediatos de la Casa Blanca, cuya página web acoge peticiones de los ciudadanos sobre otras cuestiones, como la legalización de la marihuana y el perdón para el exanalista de inteligencia estadounidense Edward Snowden, prófugo de la justicia de su país, que lo acusa de esponaje y podría enfrentar una condena de 30 años de cárcel.

Tampoco se manifestó el propio Bieber, quien de acuerdo con varios sitios web estaba de regreso en Los Angeles el miércoles después de pasar un fin de semana de descanso en Panamá.