Un toro embistió todo a su paso en una vía de Lima, Perú
Teatro, música y gastronomía, la agenda para el 20 y…
623 denuncias de pedofilia en lo que va del año, seg…
Senescyt anuncia la fecha del último test Transformar
¿Cuáles son los beneficios de circular en bicicleta …
Exportadores ecuatorianos apoyan idea de poner escán…
Inscripción de candidaturas será en la última semana…
Fiscal General compareció por investigación a Aduana…

Maluma puso una fiesta colombiana en el coliseo Rumiñahui

Maluma salió al escenario alrededor de las 21:15. Foto: Julio Estrella / EL COMERCIO

Maluma salió al escenario alrededor de las 21:15. Foto: Julio Estrella / EL COMERCIO

Maluma salió al escenario alrededor de las 21:15. Foto: Julio Estrella / EL COMERCIO

La música colombiana está atravesando por un buen momento y Maluma hizo una demostración de ello en Quito, este viernes 27 de octubre de 2017, en el concierto que brindó en el Coliseo General Rumiñahui.

Más allá del éxito que el colombiano ha alcanzado en su carrera, Maluma hizo un recuento de lo que Colombia ha hecho en el mundo de la música. Parte de su repertorio fueron las populares canciones Chantaje -que canta a dúo con Shakira y con la que se proyectó a la diva en la pantalla gigante- y La Bicicleta -nuevamente, con Shakira y Carlos Vives-.

Pero Maluma no tiene nada que envidiar a sus compatriotas, ya que en su haber hay temas que son coreados a viva voz por sus seguidores. Los asistentes, que lamentablemente no fueron en la cantidad esperada para un lugar tan grande, vibraron con el inicio del concierto, que arrancó con Borró cassette, tema acompañado por un vistoso juego de luces y proyecciones en las pantallas alusivas al último disco de Maluma, 'Pretty Boy, Dirty Boy'.

El artista contó con la participación de una banda en vivo, que lo acompañó con música de guitarras, baterías, bajos y teclados. El guitarrista, según dijo Maluma a su público, es ecuatoriano.

El cuerpo de baile también destacó en el Rumiñahui. Seis chicas hicieron coreografías precisas con una variedad de vestuarios. Y Maluma supo acompañarlas con sensualidad, causando euforia entre sus fans.

El perdedor, Sin contrato, Temperatura y Felices los 4 fueron algunas de las canciones que formaron parte del repertorio. Pero Maluma no se limita a un solo género: mostró su versatilidad con versiones en salsa de sus canciones, demostró su capacidad vocal con temas a capella, interpretó dos canciones en versión acústica y hasta tuvo una introducción de rock.

Confetti, serpentinas, luces, imágenes en las pantallas... El colombiano no solo dio un concierto, sino que protagonizó una fiesta que este sábado 28 de octubre de 2017 se repetirá en Guayaquil.

Antes del inicio del show, apenas unas 300 personas se dieron cita en el Coliseo General Rumiñahui.

Adolescentes con cintillos alusivos al cantante colombiano, jóvenes y niños fueron algunos de los asistentes al show de Maluma en la capital, con la gira Maluma World Tour.

Margarita y su sobrina Milena llegaron al escenario a las 18:00, según comentaron, sin apuro, ya que tenían boletos numerados para la localidad de Golden.

"Es la tercera vez que voy a ver a Maluma. Los que presenta son tremendos conciertos", dijo Milena, quien ahorró por algunos meses para poder comprar su entrada que le costó USD 100.

Roberto llegó junto a su hijo de 11 años, quien conoce casi todas las canciones de Maluma. Su favorita, dice, es Felices los cuatro.

En los exteriores del Rumiñahui hubo muy poca gente, entre el tráfico que colapsó la calle Ladrón de Guevara. Los revendedores ofrecían las entradas más baratas de lo que costaban: la de USD 30 (general) estaba a USD 25.