Asambleístas del CAL descartan sanciones por no sesionar
Jill Biden visitó centro infantil San Francisco de Quito
Perú declara alerta por viruela del mono, pese a no …
Quito celebra el Bicentenario con gastronomía y expo…
Sin circulación vehicular por nueva jornada de movil…
Estas son las provincias con más ricos del Ecuador
Sospechosos de robo chocan contra un bus, uno falleció
La crisis de las criptomonedas golpea algunas economías

Cápsula Starliner de Boeing no se acoplará a la ISS el sábado 21 de diciembre de 2019

El cohete United Launch Alliance Atlas V, coronado por una nave espacial Boeing CST-100 Starliner, despega de la plataforma 41 del complejo de lanzamiento espacial el 20 de diciembre de 2019 en Cabo Cañaveral, Florida. Foto: AFP

El cohete United Launch Alliance Atlas V, coronado por una nave espacial Boeing CST-100 Starliner, despega de la plataforma 41 del complejo de lanzamiento espacial el 20 de diciembre de 2019 en Cabo Cañaveral, Florida. Foto: AFP

El cohete United Launch Alliance Atlas V, coronado por una nave espacial Boeing CST-100 Starliner, despega de la plataforma 41 del complejo de lanzamiento espacial el 20 de diciembre de 2019 en Cabo Cañaveral, Florida. Foto: AFP

La cápsula espacial Starliner de Boeing, lanzada sin ninguna persona a bordo, no se acoplará a la Estación Espacial Internacional (ISS) el sábado 21 de diciembre de 2019, como estaba previsto, tras una anomalía durante su vuelo, anunció este viernes 20 de diciembre de 2019 el jefe de la Nasa.

Jim Bridenstine explicó en un serie de tuits que un problema hizo creer a la nave que estaba en la buena órbita. Pero “la cápsula consumió más combustible de lo previsto para mantener un control preciso. Eso hizo imposible el encuentro con la Estación Espacial”, escribió.

El administrador de la agencia espacial estadounidense no especificó que este acople no pueda ocurrir más tarde.

El lanzamiento es otro paso en el Programa de tripulación comercial de la NASA que tiene como objetivo devolver los lanzamientos de vuelos espaciales humanos a la estación espacial desde tierra estadounidense en naves espaciales y cohetes estadounidenses. Foto: AFP

Un fracaso sería terrible para la reputación de Boeing, ya envuelta en una crisis debido a los accidentes con su modelo de avión 737 MAX, y para la NASA, que cuenta con la compañía para reanudar los vuelos espaciales tripulados desde Estados Unidos el próximo año, junto a la compañía

El aparato seguía en órbita “estable”. Una rueda de prensa está prevista en el centro espacial Kennedy a las 14:30 GMT.