11 de July de 2012 13:38

La ESA alarmada por el impacto medioambiental de los residuos espaciales

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

La Agencia Espacial Europea (ESA) indicó hoy que la posibilidad de que una nave quede varada en órbita tras chocar con un trozo de basura espacial, tal y como muestra "Gravity", la próxima película del mexicano Alfonso Cuarón, "podría llegar a ocurrir" si los niveles de residuos continúan aumentando.

La ESA señaló en un comunicado que de los más de 6 000 satélites lanzados desde el comienzo de la era espacial, menos de 1 000 se mantienen operativos, mientras que el resto ha vuelto a entrar en la atmósfera o sigue en órbita abandonado.

Esa situación, según la agencia, implica un alto riesgo de generar nuevos fragmentos de basura espacial si sus baterías o el combustible que queda en sus depósitos llegasen a explotar.

A modo de ejemplo sobre el potencial dañino de esos restos, la ESA explicó que un tornillo de apenas dos centímetros que sobrevuele la Tierra a una velocidad de 7,5 kilómetros por segundo tiene un "diámetro letal" suficiente como para destruir un satélite.

Incluso si no se volvieran a lanzar ya nuevos satélites, las simulaciones muestran que los niveles de fragmentos en órbita seguirían aumentando, situación por la que la ESA justifica la puesta en marcha de su iniciativa "Clean Space".

Con ella investiga métodos que contribuyan a minimizar el impacto medioambiental de las actividades espaciales europeas, reduciendo la generación de residuos tanto en la Tierra como en el espacio.

El director general de la ESA, Jean-Jacques Dordain, señaló en el comunicado que la implementación del "Clean Space" es uno de los principales objetivos de su agenda para 2015, ante la "obligación de dejar el espacio a las próximas generaciones tal y como lo encontramos: Impecable".

"Clean Space", a su juicio, no es un nuevo programa, sino una nueva forma de diseñar todos los programas de la ESA, a la que pide que se una todo el sector espacial.

Sus proyectos incluyen controlar el impacto de las tecnologías espaciales sobre el medio ambiente, desde su diseño y fabricación hasta su eliminación al final de su vida útil.

Entre los nuevos procesos industriales que se incluyen en esa filosofía, por ejemplo, están métodos como el de soldadura por "fricción-agitación", que permite utilizar menos materiales y menos energía para producir resultados de mayor calidad.

Y con ellos, según la Agencia, ganan todas las partes implicadas, porque "el respeto por el medio ambiente suele ir de la mano de una mayor eficiencia", lo que le ofrece a la industria una ventaja competitiva.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)