12 de diciembre de 2017 12:21

La ciencia detrás de un café con leche puede aplicarse a otros materiales

Para conseguir el perfecto café con leche, con sus capas de leche, café y espuma separadas, hay que verter el expreso a una determinada velocidad. Foto: Pexels.

Para conseguir el perfecto café con leche, con sus capas de leche, café y espuma separadas, hay que verter el expreso a una determinada velocidad. Foto: Pexels.

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 1
Contento 1
Agencia EFE

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Un equipo de científicos de Estados Unidos ha analizado la formación de capas de líquido al preparar un café con leche y concluye que el mismo sistema puede emplearse para crear efectos parecidos en otros materiales suaves, informa hoy (12 de diciembre de 2017) Nature Communications.

Los expertos, dirigidos por Howard Stone, de la Universidad de Princeton, hicieron varios experimentos, en los que vertieron café expreso caliente en leche templada a diferentes velocidades, a fin de analizar cómo interactuaban ambos líquidos.

Averiguaron que, cuando el café se vierte a una velocidad rápida en la leche, se forman capas diferenciadas de líquido, mientras que a otras velocidades más lentas el café y la leche simplemente se mezclan.

Los científicos señalan que este hallazgo "sirve para identificar un método simple que permite generar estructuras con capas en materiales suaves".

Stone y sus colegas quisieron averiguar cómo las estructuras con capas pueden crearse en situaciones cotidianas, como en la preparación de un 'latte'.

Es sabido que, en líquidos, pueden darse diferentes patrones cuando un gradiente de calor causa que un fluido se caliente y se haga más ligero, y otro se enfríe y se haga más denso, dando lugar a células convectivas.

Los expertos explican que la competencia entre dos tipos de gradiente puede llevar a un efecto similar, llamado "convección de difusión doble", como sucede con la formación de capas en el océano debido a la competencia entre los gradientes de salinidad y temperatura.

En el caso del  café con leche, el equipo constata que "la convección de difusión doble es el mecanismo responsable de que aparezcan capas de densidad" en esa bebida.

Lo que sucede, apuntan, es que "hay una competencia entre el gradiente termal, debido a la diferencia de temperatura entre el expreso caliente y la leche templada, y un gradiente de densidad, causado por la inyección de expreso".

Los científicos advierten de que hay "una velocidad de vertido crítica, que es necesario alcanzar para que se produzcan las capas, dado que a otras velocidades más lentas los líquidos se mezclan pero no se separan en capas".

El equipo estadounidense cree que este ejemplo cotidiano puede servir de referencia "para producir capas en materiales suaves de manera fácil y repetidamente en un contexto industrial".

Apuntan que su propuesta de "estrategia para generar capas" puede ser especialmente útil en la ciencia de la alimentación y la de los materiales. 

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (1)
No (0)