6 de enero de 2021 11:28

Berlín ante reto de acelerar vacunación en momento más grave de la pandemia

En Alemans se extendieron las medidas de confinamiento por el aumento de casos de covid-19. En Berlín aceleran la campaña de vacunación. Foto: EFE

En Alemans se extendieron las medidas de confinamiento por el aumento de casos de covid-19. En Berlín aceleran la campaña de vacunación. Foto: EFE

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Agencia EFE

El Gobierno alemán espera acelerar y ampliar la vacunación contra la covid-19 tras prolongar y endurecer las restricciones a la vida pública y la actividad económica y después de registrarse de nuevo más de mil muertos en las últimas 24 horas.

"Es algo duro para todos pero es indispensable, tenemos que cortar las cadenas de contagios y reducir los casos así como evitar un colapso de los sistemas de salud", dijo en conferencia de prensa digital el ministro de Sanidad, Jens Spahn.

Los nuevos contagios de coronavirus en Alemania ascendieron a 21 237, según datos del Instituto Robert Koch (RKI) de virología, actualizados la pasada medianoche.

Los positivos desde que se dio a conocer el primer contagio en el país suman 1 808 647, con 36 537 víctimas mortales, 1 019 en las últimas 24 horas. El máximo de muertes se había registrado el 30 de diciembre con 1 129 casos fatales y el de contagios el 18 de diciembre con 33 777 nuevas infecciones.

Alrededor de 1 451 000 personas constan como recuperadas y la cifra de casos activos se sitúa en unos 321 300, según estimaciones del RKI.

La vacunación como pilar clave

Un pilar para hacer frente a la pandemia son las restricciones y la reducción de contactos y el otro es la vacunación. Este último ha generado en Alemania mucho debate debido a que el comienzo ha sido lento.

Tanto dentro de la oposición como dentro de los partidos de la coalición de gobierno se han expresado dudas acerca de si los países de la UE, a través de la Comisión Europea, realizaron suficientes pedidos de vacunas para afrontar sus necesidades.

La comparecencia de Spahn hoy estuvo marcada por la necesidad de responder a esas críticas a las que el ministro se refirió desde el principio.
"Entiendo la impaciencia por que no todas las cosas funcionen desde el comienzo. Como responsables políticos tenemos que responder a las dudas", dijo Spahn.

"También hay que decir que la vacuna es hoy un bien escaso en todo el mundo y por ello hay que establecer prioridades. Por eso, tenemos que pedir paciencia a parte de la población. La escasez no se debe a que hayamos pedido pocas dosis sino a las capacidades de producción", agregó.

La "buena noticia", según el ministro, es que cuando otras vacunas, además de la de Pfizer/BioNTech que ya se está suministrando, sean autorizadas por la Unión Europea (UE) habrá suficiente para todos.

Con la vacuna de Moderna, que recibió hoy la aprobación de las autoridades sanitarias europeas, Alemania podrá contar con 130 millones de dosis, incluidas las de Pfizer/BioNTech, aunque no de manera inmediata, sino a lo largo de los próximos meses.

La Agencia Europea del Medicamento (EMA) dio este miércoles su visto bueno al uso de la vacuna desarrollada por Moderna en mayores de 18 años y la consideró lo suficientemente segura y eficaz como para que la Comisión Europea le otorgue una licencia de uso condicional.

Los problemas de capacidad de producción pueden resolverse en parte con una nueva fábrica de BioNTech que se espera que pueda empezar a funcionar en febrero.

Esa fábrica es importante para toda Europa puesto que, según el ministro, hay algunos estados que no pidieron suficientes dosis y tienen interés en aumentar su pedido.

​Establecer prioridades

La situación actual, según Spahn, obliga a establecer prioridades y la primera meta es lograr llegar a todas las personas que viven en residencias de ancianos y en hogares para gente que requiere cuidados especiales.

"Hasta ahora han sido vacunadas 400 000 personas, sobre todo en residencias y hogares. Queremos proteger ante todo a los vulnerables. Si logramos protegerlos esta pandemia perderá buena parte de su horror", subrayó.

"La vacunación es el camino para salir de la pandemia y hemos empezado ese camino", agregó.

Inicialmente el Gobierno alemán se había fijado como meta vacunar a todas las personas que viven en residencias a más tardar hasta finales de enero. Sin embargo, según Spahn, dos estados federados han admitido que pueden tener problemas para ello por lo que la fecha que rige para llegar a esa meta es ahora mitad de febrero.

Dijo además que aunque entiende el deseo de acelerar la campaña para poder volver a la normalidad, eso no puede llevar a que se pierdan de vista los hechos y las prioridades.

El ritmo de vacunación actual, según el ministro, se acelerará a medida que sean autorizadas otras vacunas.

Con ello no se aumentarán solo las dosis disponibles sino que, como las otras vacunas no necesitan las condiciones especiales de refrigeración que requiere la de BioNTech/Pfizer, se podrá empezar a vacunar también en los consultorios médicos y no solo en los centros de vacunación especiales

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)