Tema
marina
jueves 05/07/2012
Marina de Ecuador confiscó 773 kg de marihuana y arrestó a dos extranjeros
La Infantería de Marina de Ecuador incautó este jueves 773 kg de marihuana en una operación en la frontera con Colombia en la que fueron detenidos dos extranjeros, informó la Dirección Nacional de los Espacios Acuáticos (Dirnea) . El decomiso se produjo en una playa de la localidad de Rocafuerte, a unos 175 km al noroeste de Quito, en la limítrofe provincia de Esmeraldas, dijo a la AFP una fuente del Comando de Operaciones Norte de la Armada, la cual previamente reportó la confiscación de 430 kg de droga. Dos colombianos, uno de ellos indocumentado, fueron arrestados en el operativo, en el que participó un guardacostas que detectó a la lancha que transportaba el alijo. “La Armada del Ecuador, en su lucha contra el narcotráfico, ha dado otro duro golpe, por lo que continuará realizando patrullajes y trabajando coordinadamente con todos los repartos navales y autoridades responsables en combatir las actividades ilícitas en el país ” , señaló la Dirnea en un comunicado. Durante el primer
jueves 22/12/2011
La agresión a un conscripto forzó una cita entre mandos militares
El hermetismo envuelve al caso de Rommel C., conscripto del Ejército que denunció una supuesta agresión física y verbal por parte del contralmirante Luis Jaramillo, comandante de Operaciones Navales, en Guayaquil. El oficial dijo que ayer daría detalles de lo ocurrido ese 16 de enero pasado, pero sus colaboradores aclararon que no se referirá más al tema.
miércoles 21/12/2011
Denuncia causó un ‘impasse’ Marina-Ejército
Lo insultó y lo golpeó. Le dio cuatro puñetes en el cuerpo, una patada y le pidió que se largara. Ese relato se recoge en un informe de la Fuerza Terrestre (Ejército) que da cuenta de la supuesta agresión al conscripto del Ejército Rommel C., el 16 de enero pasado, que se hizo pública esta semana. En el informe que 38 días después llegara al comandante del Fuerte Militar Salinas, teniente coronel Luis de la Torre, el conscripto Rommel C., dijo que cuando limpiaba las suites, que quedan diagonal a la prevención de la Fuerza Naval, un vehículo se paró y “un señor de la Marina” se bajó. “En ese momento salió corriendo un perro blanco y el señor de la Marina me ordenó que cogiera al perro. A lo que estaba siguiendo me detuvo otro señor de contextura delgada, alto y de civil que me dijo: ladrón y me golpeó”. ¿Quién agredió al conscripto? Según las investigaciones del Ejército (el 4 de marzo el teniente coronel Luis De la Torre, comandante del GA.5 Atahualpa, sumilló el documento), el contra