Rodrigo Fierro

México lindo y querido

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Jueves 13 de octubre 2011
13 de October de 2011 00:01

Es tal el lugar que le corresponde a México en el contexto iberoamericano que pocos serán los que no sientan como propias sus desventuras históricas, invasiones y desmembramientos incluidos, y desde luego las actuales en las que las mafias de narcotraficantes le discuten espacios de poder al Estado. Es el México lindo y querido el que jamás se amilanó ante los poderosos: “Si ellos tiene aviones de a montones aquí tenemos lo mero principal”. Es el pueblo mexicano el que se halla en el corazón de los iberoamericanos, el que con su Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) hizo posible que en sus claustros brillara el espíritu que nos anima, el que nos hace invencibles pese a tanto infortunio.

De ahí que me llegó con simpatía la carta enviada a este Diario por el Señor Embajador de México en Ecuador, publicada el martes último pasado, como reacción a mi artículo de opinión del 6 de octubre con el título ‘De la que nos salvamos’. En él señalaba: “Hay quienes sostienen que algunos países latinoamericanos son inviables, tal el caso de México. Para que en pocos años las víctimas de quienes están fuera de la ley se cuenten por decenas de miles y el número vaya en aumento pese a las acciones punitivas de los gobiernos de turno, es para creer que la sociedad mexicana se halla invadida por una enfermedad atroz que va minando la convivencia civilizada”, “En tanto millones de mexicanos huían a los Estados Unidos en busca de pan, algunos ex presidentes del país injusto pasaban a engrosar la lista de los más ricos del mundo. Aquella enfermedad se inició antes de que aparecieran las mafias de los narcotraficantes”. Es lo de ‘inviable’ lo que le encrespó al señor Embajador y le llevó a cuestionar mi artículo.

En aquella carta, al embajador señor Ernesto Campos Tenorio le sobran indicadores para hacer comparaciones entre la situación de su país y el resto de América Latina, de las que sale bien parado México. En la ‘aldea global’ en la que se ha convertido el mundo los referentes son los países desarrollados.

México con sus casi 2 millones de km² y algo más de 100 millones de habitantes, tiene un PIB y un PIB per cápita muy inferiores a los de países europeos más pequeños y de menor número de habitantes. No hablemos de otros indicadores socioeconómicos, si del número de premios Nobel hasta el 2010: Estados Unidos, 200; Alemania, 97; Francia, 57; Italia, 11; España, 8; Argentina, 5; México, 3.

Cabe que lo de ‘inviable’ sea un término muy fuerte y más si puede englobar a todo nuestro subcontinente. Semántica aparte, de lo que si estoy convencido es que si los iberoamericanos no nos situamos en nuestra realidad estamos perdidos, sin salida, y que el futuro también será nuestro si nos integramos y barrimos de nuestros países esas enfermedades sociales que nos aniquilan.