Jorge Gallardo

Exportar y crecer

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Domingo 18 de septiembre 2011
18 de September de 2011 00:01

A fines del mes pasado la Cepal presentó un estudio sobre la inserción internacional de América Latina y el Caribe para el período 2010-2011.

En dicho documento se mantiene que las exportaciones de la región crecerán en el presente año en un 27% igualando la tasa de crecimiento del año anterior.

Esta tasa de crecimiento es producto de un aumento del 9% en el volumen exportado y de un incremento del 18% en los precios de los productos exportados.

Es decir, que el auge de las exportaciones de América Latina más que por la cantidad de productos exportados, se debe principalmente al comportamiento de los precios de las materia primas.

Por el lado de las importaciones se prevé un crecimiento del 23%, por lo cual la región acumulará reservas por alrededor de ochenta mil millones de dólares. Actualmente los países emergentes se han constituido en el motor del crecimiento del comercio mundial por sobre los países industrializados.

Hay que destacar la rápida recuperación de las exportaciones de la región después de la crisis del 2008 y 2009, la misma que podría verse afectada por la compleja situación actual de los países de la periferia de Europa y de los Estados Unidos lo que implicaría menores exportaciones hacia esos países en el 2012, afectando el crecimiento económico.

Para este año, la Cepal proyecta un crecimiento del 4.7% para América Latina y el Caribe, bajando la proyección de crecimiento al 4.1% para el próximo año, lo que podría resultar optimista dada la incertidumbre con el desenlace de la crisis de la deuda en Europa, cuyos países están implementando medidas de ajuste que afectarán al crecimiento, junto a las medidas fiscales que deberá adoptar los EE.UU. para corregir el déficit.

Esta situación tendrá influencia negativa en las economías de la región durante 2012 y posiblemente más allá. Por esto la Cepal advierte que un menor crecimiento de las economías emergentes junto al debilitamiento de las industrializadas se reflejará en menores precios internacionales de productos básicos afectando los saldos comerciales y el saldo en la cuenta corriente.

La Cepal recomienda un manejo macroeconómico cauteloso y la implementación de modalidades de cooperación regional comercial y financiera que permitan amortiguar los impactos que podría tener una crisis internacional. En este sentido, los líderes políticos de América del Sur están promoviendo una mayor relación en intercambio comercial, y fortalecer las instituciones financieras de la región tendiente a crear una nueva arquitectura regional. Son iniciativas importantes. Conclusión: dada la situación económica y financiera mundial, el mensaje de la Cepal es prevenir antes que lamentar.