Variante Delta: alerta moderada y acciones claras

La comunidad mundial sigue con perplejidad las múltiples historias del coronavirus, sus letales impactos en la población y su capacidad destructiva en las economías y las costumbres.

Mientras todavía las certezas sobre las vacunas, sus efectos y su indispensable aplicación se hallan en fase experimental pero indispensable aplicación, las mutaciones del virus siguen encendiendo alarmas.

Una buena noticia es que luego de las inmensas colas para recibir las vacunas, las autoridades tomaron correctivos y los vacunatorios lucen con buen flujo. Las cifras de inoculación hacen prever el cumplimiento de metas para las nueve millones de personas vacunadas en los primeros 100 días de Gobierno, y seguir con la campaña hasta alcanzar altos niveles de inoculación hasta fin de año.

La Ministra de Salud informó que la variante Delta está en el país. “Hemos tenido lineamientos de vigilancia epidemiológica establecidos hace semanas para prevenir el ingreso del virus, lastimosamente ya llegó”, dijo en el ECU-911. La Dra. Ximena Garzón informó que se ha establecido el cerco epidemiológico a fin de tomar control de los casos, aislarlos y proteger a la población cercana. Ocho de ellos se encuentran en la provincia de El Oro y dos en Guayas.

Hay una subvariante llamada Delta Plus que es más contagiosa y letal.

El Ministerio ha dispuesto que se tomen 10 000 pruebas de antígeno en la provincia de El Oro para hacer tamizaje, hay vigilancia epidemiológica y rastreo de los 10 casos y de las personas vinculadas a ellos.

El COE nacional seguirá de cerca la situación. La idea es frenar la expansión a tiempo y seguir insistiendo con vehemencia en la importancia de la higiene, la distancia personal y el uso de mascarillas y protección, así como evitar aglomeraciones.

Cuando el número de vacunados va creciendo la comunidad científica debe procurar nuevas vacunas, que no solo frenen la agresividad y la letalidad del virus sino que lleguen para evitar contagios, y para ello todavía falta tiempo. Paciencia, cuidado y solidaridad serán la receta del momento.