Dar seguridad y proteger a jueces de San Lorenzo

valore
Descrición
Indignado 1
Triste 4
Indiferente 1
Sorprendido 0
Contento 6
Martes 16 de octubre 2018

A seis meses del asesinato del equipo periodístico de EL COMERCIO, la seguridad tanto en San Loreno como en Mataje, en la provincia fronteriza de Esmeraldas, mejora poco a poco.

Las palabras escuetas de un uniformado, recogidas en un reportaje de este Diario, ilustran la situación en San Lorenzo, una ciudad donde se sustancian varias de las causas por actos violentos contra las fuerzas del orden que se produjeron desde el inicio de este turbulento año 2018.

Si la presencia policial puede ser un bálsamo para una parte de la población, cabe que la sociedad se formule el interrogante sobre lo difícil de la acción de los jueces y fiscales en la zona. Un papel de suyo complejo al que hay que blindar de riesgo.

Durante un tiempo se decidió encargar los expedientes a unidades judiciales situadas en Quito, pero luego se regresó a la jurisdicción donde se presentaron varios de los hechos que se sustancian.

En los días siguientes a los ataques terroristas, se vivieron días de alta tensión en toda la zona. Para los jueces la situación no es fácil. En su momento, EL COMERCIO relató el temor que los jueces, fiscales y funcionarios judiciales sentían. En algunos casos pidieron protección personal y hasta custodia para las familias. Los niños de los jueces deben llevar adelante sus tareas estudiantiles sin ningún sobresalto.

Un juez pidió el traslado mientras otros fueron advertidos sobre la seguridad de sus hijos; se sentían amenazados e intimidados y algunos de ellos recibían mensajes telefónicos sumamente preocupantes.

Pero la administración de justicia debe seguir, a la espera de que la vigilancia mejore. Algunas de las audiencias de presuntos hechos cometidos por actores violentos con vínculos peligrosos habrán de llevarse adelante en la ciudad de Esmeraldas. Quizá sea una buena medida.

Cabe reforzar la zona y que la protección a fiscales y jueces sea un imperativo: al precautelar su seguridad se precautela la transparencia de los procesos. Con seguridad, la presencia, en estos días, de fiscales nacionales, ayudará en el análisis del tema.