Plan de seguridad de Quito requiere operatividad

La inseguridad es un tema de permanente preocupación. Sin paz interna, difícilmente se podrán desarrollar actividades que contribuyan a la reactivación y a una mejor convivencia de los ciudadanos. El país se encuentra en medio de un estado de excepción para minimizar los actos delictivos.

El Distrito Metropolitano de Quito no es ajeno de esta realidad. Las cifras del Ministerio de Gobierno muestran que entre enero y agosto de este año, los robos a personas se incrementaron en un 26% en relación con igual período de 2020. Las estadísticas también reflejan un aumento en los delitos contra domicilios, motos, autos, negocios y bienes.

El Concejo acaba de aprobar el Plan Metropolitano de Seguridad Ciudadana y Convivencia Pacífica 2021-2025. En este documento se plantean cinco objetivos estratégicos para brindar seguridad a los ciudadanos.

La iniciativa busca erradicar la violencia, implementar un Sistema Integral de Seguridad Ciudadana para la Gestión del Espacio Público, mejorar la confianza institucional, desarrollar una cultura de paz y gestionar eficientemente los riesgos naturales.

Las acciones operativas que se pondrán en marcha se definirán con base en estos lineamientos estratégicos. No obstante, la ciudad requiere la aplicación de planes ejecutivos y acciones de corto y mediano plazo.

Si bien la implementación demanda tiempo y recursos, la situación preocupa e inquieta a la población.

Una de las primeras acciones que se destaca es la decisión municipal de intervenir en el Centro Histórico, tanto desde una perspectiva de seguridad como de inclusión social. Eso es positivo y la ciudad lo reconoce.

Pero no solo se trata de la zona céntrica de la ciudad. Hay otros sectores en donde existen serios problemas y se requiere presencia institucional. De allí la necesidad del trabajo coordinado con otras instancias del Gobierno central y del Estado, así como del sector privado en su conjunto.

Ad portas de un nuevo aniversario de la Fundación y la conmemoración del Bicentenario, esta es una oportunidad para dotar de mayor seguridad a la capital de los ecuatorianos.

Suplementos digitales