valore
Descrición
Indignado 3
Triste 1
Indiferente 3
Sorprendido 1
Contento 13
Domingo 30 de junio 2019

Esta es la historia de una confusión lingüística, una plaga que afecta a la población porcina y una oportunidad que el Ecuador no va a aprovechar.

Resulta que en el Asia hay un brote de peste porcina africana (PPA) que ha diezmado la población de chanchos en varios países de ese continente y, con especial gravedad, a los cerdos en la China.

La peste es un tema que debe tomarse con mucha seriedad. Se estima que la población porcina en China se redujo en 2018 en 100 millones de ejemplares (20% de la población total). Y esto es más grave para un país que es un gran consumidor de carne de cerdo.

El tema, por los volúmenes de mortandad y de consumo que están involucrados, tiene consecuencias económicas relevantes a nivel mundial por lo que, obviamente, varias publicaciones especializadas se han preocupado por el tema. Una caída de esas proporciones de la oferta de carne de cerdo en la China aumenta los precios y, además, crece la demanda de otras proteínas animales, como, por ejemplo, la carne de pollo.

En una de las publicaciones especializadas que han analizado el efecto económico de la PPA, un experto de un banco suizo se preguntó hasta dónde el tema era relevante y concluyó que: “Es relevante si eres un cerdo chino. Es relevante si quieres comer cerdo en la China”.

El problema (para el banco suizo y su experto) es que algunos medios de comunicación chinos sacaron de contexto la frase y sólo resaltaron las palabras “cerdo chino”, lo cual puede tomarse como un serio insulto si se lo dice a una persona de ese país. Si la publicación hubiera dicho “cerdo en la China”, no habría pasado nada, pero la forma como estaba redactado produjo una ola de protestas contra el banco que, finalmente, pidió disculpas por el involuntario insulto.

Pero más allá de la confusión lingüística, la crisis de la PPA abre oportunidades para todo aquel que esté dedicado a la cría de cerdos y que esté en algún país, como el Ecuador, libre de la peste.
Porque, afortunadamente, la PPA no ha llegado a nuestro continente y, al menos en teoría, el Ecuador podría exportar al inmenso mercado chino. Pero eso no va a ocurrir.

Y no va a ocurrir por la conjunción de varias razones, entre las que está lo costoso que es producir en el Ecuador y en la falta de erradicación de la fiebre aftosa. Y es caro producir en el Ecuador porque, entre muchas otras cosas, parte de los alimentos de los cerdos debería importarse pagando altos aranceles y los animales deberían ser cuidados por trabajadores temporales que no se puede contratar con el código laboral que tenemos (porque nadie sabe cuanto tiempo durarán los buenos precios del cerdo).

En resumen, otra oportunidad que vamos a desperdiciar.