relacion
  • ¿Por qué los perros se llevan bien con los humanos? La ciencia responde
    La habilidad de los canes para comunicarse e interactuar con los humanos es una de las diferencias más importantes con sus parientes salvajes: los lobos. Un estudio de la Universidad de Princeton publicado en el Journal de Avances Científicos muestra los cambios genéticos que están relacionados a los comportamientos sociales de los perros hacia las personas.
  • ¿Cómo funciona el amor en las mascotas?
    Para muchas personas, la relación entre humanos y animales está dada únicamente en términos de necesidad. Para otros, ese vínculo especial tiene un solo nombre: amor. Esta duda ha llevado a varios científicos a estudiar esta conexión y buscar conocer si, efectivamente, las mascotas pueden amar a los dueños e, incluso, a otros animales.
  • La relación entre un perro y un nuevo bebé empieza en el embarazo
    Cuando los futuros padres reciben la noticia empiezan los preparativos. Se prepara el cuarto del bebé, se empieza a buscar la ropa, los muebles, los pañales, el coche y comparten en familia las dudas y los planes a futuro. Sin embargo, pocas veces se incluye en esta planificación a otros miembros de la familia como las mascotas.
  • Por qué tener una mascota potencia el romance en la pareja
    ¿Una mascota puede aumentar el romanticismo en una pareja? Un estudio publicado en la revista Anthrozoos -que estudia la relación de los humanos con los animales- sugirió que tener una mascota puede hacer maravillas en la vida sentimental.
  • La razón por la que los perros aman a los humanos podría estar en sus genes
    Un grupo de investigadores dijo que había encontrado un grupo de genes que estarían vinculados con un comportamiento canino muy frecuente: buscar ayuda y contacto con los humanos. En su estudio utilizaron 437 beagles nacidos y criados en condiciones de laboratorio.
  • ¿Cómo ven los perros a sus dueños?
    Muchas veces, el cariño que existe entre un ser humano y su amigo de cuatro patas es tan profundo que empieza a sentirse como una relación entre padres e hijos. Alimentar y cuidar de sus mascotas provoca, en los dueños, alegría y un sentido de responsabilidad con otro ser vivo, similar a lo que ocurre con los padres que crían a un niño o niña.