La reactivación comenzó en el centro de Quito
El liderazgo de Leonidas Iza se perfila por dos esce…
‘Couriers’ aceleran su labor para igualarse con retr…
Mujeres guayaquileñas diseñan su futuro con cada puntada
Vacaciones entre pasado y presente, Buenos Aires a p…
El ECU 911 registró un 12% menos de emergencias que …
Ciudadanía volvió a los parques después del paro nacional
Ciudadanos pugnan por un cilindro de gas en Quito

El luchador de UFC que puede quitarle el título a McGregor peleó con un oso cuando tenía 8 años

El ruso Khabib Nurmagomedov, luchador de artes marciales mixtas. Foto de la cuenta Twitter @enlajaulateruel

El ruso Khabib Nurmagomedov, luchador de artes marciales mixtas. Foto de la cuenta Twitter @enlajaulateruel

El ruso Khabib Nurmagomedov, luchador de artes marciales mixtas. Foto de la cuenta Twitter @enlajaulateruel

El luchador ruso Khabib Nurmagomedov posee un temible historial de 25 victorias y ninguna derrota desde su debut en las artes marciales mixtas. La ferocidad del peleador, quien logra sus triunfos mediante nocauts y sumisiones, se puede ver desde su niñez, en la que su padre lo hizo entrenar contra un oso a los ocho años.

Después del escándalo que protagonizó Conor McGregor en el pesaje, este sábado, el oriundo de Majachkalá, se medirá ante Iaquinta en el Barclays Center de Brooklyn, evento estelar de UFC 223, el cual sólo contará con nueve combates.

«Un padre siempre quiere ver de qué es capaz su hijo. Es una lástima que no hubiera peleas más interesantes cuando era más joven. Al final, era para poner a prueba su carácter más que un ejercicio», explicó Abdulmanap Nurmagomedov al medio ruso ToFight.ru, al ser consultado por aquel entrenamiento de su hijo contra un oso en 1997.

Con el correr de los años, ‘El Águila’, fue haciéndose de una reputación intachable y esta noche podrá conseguir el título de la categoría ligero que tanto anhela. Además de tener un récord envidiable (25-0) el daguestaní también es campeón del mundo en sambo y cinturón negro de judo.

Pese a la extensa trayectoria que posee en la MMA, Nurmagomedov comenzó a tomar más notoriedad después de las declaraciones de Conor McGregor, quien en enero lo criticó por redes sociales e insinuó que podrían ser rivales en una evento estelar.

Khabib Nurmagomedov a los ocho años cuando se entrenó con un pequeño oso. Foto: captura de pantalla

Finalmente no se concretó el combate, lo mismo ocurrió con Tony Ferguson, quien desistió por una lesión. Todo parecía que Max Holloway iba a ser su oponente en el UFC 223, sin embargo, al no recibir el apto médico, fue bajado de la cartelera. Anthony Pettis y Paul Felder también fueron presentados como posibles contrincantes, pero al final fue el estadounidense Al Iaquinta quien subirá al octágono para pelear contra él por el cinturón.

«Me preguntaron para pelear con cinco rivales diferentes esta semana y yo les respondí: ‘Si quieren tráiganme a King Kong y si él puede dar los 70 kilos de peso, hagámoslo'», reconoció un tanto despreocupado.