Rescalvo y Paiva, el lado desconocido de los DT
Serenata quiteña en la agenda de Fiestas para el 5 d…
Violencia en Guayas obliga a migrar a la gente a otr…
Ecuador ha perdido USD 424 millones en el sector agr…
Río cancela fiesta de fin de año tras primeros casos…
Chile confirma su primer caso de variante Ómicron
Salario de profesores en Venezuela llega a USD 11
Decisión judicial avala a comerciantes informales en…

El Macará ganó un partido de ecuavóley a un grupo de transportistas que bloqueaba la vía y así pudo avanzar

Captura de pantalla del partido de ecuavóley entre Macará y un grupo de conductores que bloquearon una vía en el cantón Cevallos de Tunguragua.

Captura de pantalla del partido de ecuavóley entre Macará y un grupo de conductores que bloquearon una vía en el cantón Cevallos de Tunguragua.

Captura de pantalla del partido de ecuavóley entre Macará y un grupo de conductores que bloquearon una vía en el cantón Cevallos de Tunguragua.

Un partido inusual se registró entre jugadores profesionales del Macará de Ambato y un grupo de transportistas en el cantón Cevallos, en la provincia de Tungurahua. El bloqueo de las vías por un grupo de conductores de camiones impidió que los futbolistas, cuerpo técnico y directivos ‘celestes’ continúen su trayecto al complejo del Sindicato de Choferes del cantón Cevallos, la tarde del martes 8 de octubre del 2019.

La delegación se movilizaba en un bus y regresaba desde el complejo La Providencia, a su lugar de concentración, al cumplir el segundo entrenamiento del día. El técnico Paúl Vélez dispuso que los futbolistas practiquen doble jornada por la suspensión del campeonato nacional.

Un partido de ecuavóley, a cinco puntos, definió si continúan o no con su trayecto al lugar de descanso. Los ‘celestes’ Carlos Feraud (servidor), Carlos ‘Calolo’ Espinoza (ponedor) y Moisés Corozo (volador) ganaron el encuentro en una cancha de tierra del sector. Los transportistas se ubicaron en un extremo y los jugadores en el otro.

Los ‘celestes’ festejaban cada punto que anotaban sus compañeros y grababan con las cámaras de sus celulares el inusual partido. Gritos, saltos, bailes y abrazos fueron parte de las celebraciones.

El encuentro finalizó con el marcador de 5-0 a favor de Macará y se quedaron con el ‘trofeo’ de continuar su trayecto después de una jornada de trabajo.

El jugador uruguayo Mario Rizotto publicó en su red social de Twitter “seguimos primeros, tres puntos, todo lo que se tiene que hacer por pasar”.

Suplementos digitales