Rubén Alemán rehabilita a las tortugas marinas del Ecuador
De Manabí para el mundo; la Caña Manabita se exporta…
El volcán de La Palma sigue en erupción mientras la …
La hospitalidad sedujo a extranjeros para vivir en Canoa
Clientes de Uber siguen pagando IVA de la factura to…
La cuenta de viáticos en la Asamblea pasó de USD 9 6…
A 25% de niños le falta recibir vacunas regulares
401 siniestros de tránsito en la Mariscal Sucre y Si…

Emelec analiza ajustar su nómina de empleados ante la crisis económica

Imagen referencial de Nassib Neme, dirigente del Club Sport Emelec. Foto: API para EL COMERCIO

Imagen referencial de Nassib Neme, dirigente del Club Sport Emelec. Foto: API para EL COMERCIO

Imagen referencial de Nassib Neme, dirigente del Club Sport Emelec. Foto: API para EL COMERCIO

Nassib Neme, presidente de Emelec, junto al resto de directivos del cuadro eléctrico, tomaron drásticas decisiones ante la crisis del covid-19 y las repercusiones económicas que se han generado. Una de ellas es la negativa de participar en todos los torneos organizados por la Federación Ecuatoriana de Fútbol, como Copa Ecuador y Superliga Femenina.

El máximo directivo ha tenido reuniones permanentes con sus colaboradores. Lo hace a través de llamadas telefónicas y las distintas plataformas tecnológicas como el Zoom. Así llegaron a un acuerdo para tomar decisiones.

“Es un poco ligero decir que hemos sido apresurados, nosotros debemos tomar consciencia d la situación e ir tomando decisiones. Todos pueden especular y están en su derecho. Nosotros tomamos decisiones desde el punto de vista científico, dicen los epidemiólogos que no es lo mismo el contagio en un núcleo de cinco personas que de dos torneos; si hay cuatro torneos, es más riesgoso que si te concentras en dos. Hay que concentrarse en lo que es viable de momento. Estamos tomando a cargo esta situación y haciéndonos responsables de las decisiones que estamos tomando”, dijo el dirigente en una entrevista con el Canal del Fútbol.

Sobre la reanudación del torneo, Neme asegura que aún no hay una fecha fija. Aún se espera que las autoridades sanitarias den el visto bueno para reanudar las actividades. Incluso esa incertidumbre repercute en lo económico.

“Una cosa son los deseos y otra la realidad a partir de los hechos. Nuestra expectativa es que se pueda jugar en julio o agosto, y la realidad es que ahora no podemos empezar ningún torneo. En mayo no sabemos, lo único claro es que nos enfrentamos a un escenario completamente desconocido y cada uno debe tomar sus decisiones en particular. Emelec, en cuanto a ingresos, tiene cero por socios, por taquilla y por propietarios de suites y palcos. No vamos a requerir que ellos correspondan a sus alícuotas. De sponsor han podido paga dos hasta el mes de marzo, el resto no ha sido posible, y la televisión está al día. En Emelec ya empezamos a sentir la crisis económica”, asegura.

Por esta razón, el club decidió ajustar su nómina de trabajo. Como institución, no se contempla la reducción de salarios. Al menos no es algo que esté en los planes de la directiva, como en otros clubes sí se lo plantearon.

“Es muy fácil hablar al respeto, pero cada institución debe hacer un análisis de su situación. Nuestro equipo de trabajo está analizando costos, gastos y funcionamientos. Hay un principio de economía básica que habla de puntos de equilibrio, que es lo que estamos buscando. Hay tres vías: aumentar tus ventas, tus márgenes de rentabilidad o disminuir tus gastos. Presumo que en los dos o tres años será imposible pensar en las dos primeras variables, lo único que te queda es reestructurar tus costos, y dentro de eso está tu nómina para sostener la institución con ingresos escuálidos”.

Al igual que otros dirigentes Neme advierte que el fútbol volverá sin público. Al menos por un tiempo, hasta que la pandemia sea controlada.

“Nuestra opinión está basada en hechos relevantes a la fecha, hoy se sugiere que ese sistema de campeonato es el más adecuado. El fútbol cambió a nivel mundial, y salvo que se logre una vacuna para este mal que azota a la humanidad, no podemos pensar en el fútbol que conocíamos hace un tiempo. Estamos obligados a pensar en un fútbol que priorice la salud de los involucrados. Va a ser difícil jugar con público, las autoridades tomarán las decisiones que correspondan”, dijo Neme.

Suplementos digitales