Perú confirma sus tres primeros casos de la variante…
Fuertes vientos se registran en cinco provincias de …
Encuentro Artesanal de Excelencia en Cuenca
Municipio acelera la atención a los afectados por gr…
Reforma grava con IVA a autos eléctricos particulare…
La delegación de Maduro llegó a México para reanudar…
Comité de Ética niega recusación en caso Bella Jimén…
Dueño de captadora ilegal reaparece en redes y ofrec…

El Dakar se adentra de lleno en el desierto de Perú

Este 7 de enero del 2018 se corrió la segunda etapa del Rally Dakar, en las dunas del desierto peruano

Este 7 de enero del 2018 se corrió la segunda etapa del Rally Dakar, en las dunas del desierto peruano

Este 7 de enero del 2018 se corrió la segunda etapa del Rally Dakar, en las dunas del desierto peruano. Foto: AFP

El Dakar 2018 se adentra de lleno en el desierto de Perú con su segunda etapa, que tendrá como punto de partida y de llegada a la ciudad de Pisco, con un recorrido de 279 kilómetros, de los que 267 serán cronometrados, casi íntegramente sobre arena.

El recorrido será un 90 % fuera de pista, lo que exigirá a los competidores una buena navegación para no perder demasiado tiempo ni en los cañones existentes en los primeros cuarenta kilómetros de la etapa ni en la sucesión de dunas que vendrá en la parte final.

En esta ocasión, los coches fueron los primeros en partir, a diferencia de otros días, cuando son las motos las primeras en lanzarse a competir.

Salió antes que todos el qatarí Nasser Al-Attiyah (Toyota), por ser el ganador de la primera etapa, quien hoy tendrá la misión de abrir ruta frente al resto de competidores.

De esa circunstancia pueden verse beneficiados el resto de pilotos, como los españoles Nani Roma (Mini) y Carlos Sainz (Peugeot), que en la primera etapa, de solo 31 kilómetros cronometrados, no apretaron a fondo el acelerador y decidieron no correr riesgos en una especial tan corta.

Tampoco lo hicieron el resto los otros tres pilotos de la marca francesa Peugeot, Stéphane Peterhansel, Cyril Despres y Sébastien Loeb, aunque este último acusó unos problemas de frenos que le hicieron quedarse a más de cinco minutos de Al-Attiyah.

Las motos tendrán una jornada especialmente complicada, pues pasar por donde antes lo hicieron los autos dificulta las condiciones del terreno y les obligará a tomar más precauciones de lo habitual.

El británico Sam Sunderland (KTM), vigente campeón del Dakar, sale con la misión de conservar el liderato de la general tras su victoria en la primera etapa y su dominio en la categoría.

Tratarán de impedírselo el australiano Toby Price y el austríaco Matthias Walkner (KTM), así como el chileno Pablo Quintanilla (Husqvarna) y el español Joan Barreda (Honda), tercero y cuarto, respectivamente, en la etapa inaugural de este sábado.

En el primer día ya se registraron tres abandonos, los del alemán Juergen Droessiger y el portugués Joaquim Rodrigues, en motos; y el del libanés Jad Comair en coches.

Suplementos digitales