La unificación de los puntos de vacunación en Quito …
La vuelta al convenio del Ciadi es clave para la rut…
Sector turístico en Quito espera una leve recuperaci…
La Asamblea Nacional se enfocará en las reformas económicas
Economía y legalización, principales necesidades de …
Los Ríos afronta una ola de violencia: 57 crímenes, …
Maduro crea una comisión para hacer una ‘revol…
Duterte amenaza con la cárcel a quien rechace la vac…

Los clubes ecuatorianos pierden USD 70 millones, por la paralización del torneo

El partido entre Liga de Quito y Barcelona, de la primera etapa, fue uno de los más intensos realizado hasta antes de la paralización. Archivo/EL COMERCIO

El partido entre Liga de Quito y Barcelona, de la primera etapa, fue uno de los más intensos realizado hasta antes de la paralización. Archivo/EL COMERCIO

Liga de Quito y Barcelona, sintieron la afectación económica a sus finanzas, a causa de la paralización del campeonato. Archivo/EL COMERCIO

Los presidentes de los 26 clubes de las series A y B han recibido llamadas telefónicas de sus auspiciantes. Hay negociaciones abiertas: suspender los contratos publicitarios o aplazar los pagos programados en los últimos cuatro meses.

La paralización del campeonato nacional por la pandemia del coronavirus golpeó fuerte a la economía de los clubes.

La Liga Profesional tiene un primer diagnóstico: los clubes de las dos series sufrirán una reducción de USD 70 millones en sus ingresos de este año. En Liga de Quito, uno de los clubes con mayor presupuesto en la A (USD 20 millones), la cuantificación de pérdidas va en aumento cada mes.

Esteban Paz, directivo de LDU, calculó unos USD 4,5 millones en los primeros dos meses de la pandemia. Sin embargo, en el cuarto mes la cifra aumentó a USD 8 millones.

De esa cifra, la mitad estaba prevista en ingresos por solo taquilla. Se proyectó recaudar unos USD 2 millones por la asistencia de hinchas en los partidos de local en Quito.

Cerca de un millón se calculó en la recaudación por los dos partidos de la fase de grupos de Copa Libertadores. “Un millón nos representa el programa liguista que ya está invertido, pero deberemos compensar. Tenemos auspiciantes que no se han ido, pero han recortado los valores programados. Por eso fue necesario hacer un ajuste salarial”, dijo Paz.

Los clubes han buscado activaciones de marcas para tratar de promover la publicidad. En Aucas, por ejemplo, se comenzó a mencionar a los auspiciantes en las conferencias de prensa; al igual que en LDU.

Uno de los clubes que siente el efecto de la pandemia es El Nacional. En el presupuesto de los criollos estaba previsto recibir USD 400 000 solo por las escuelas formativas que funcionan en todo el país.

Lucía Vallecilla, la presidenta, descartó tener ese ingreso porque este año no se jugarán los torneos formativos. En el rojo se estima un impacto de USD 2,5 millones. En Católica, en cambio, se habla de un 30% de impacto en su economía.

¿Hay clubes en riesgo de quiebra? Alberto Díaz, director ejecutivo de la LigaPro, le dijo a este Diario que es probable que sí. “No hay que ser experto en economía para entender que cualquier compañía que no tenga autorización para realizar su actividad profesional durante más de 4 meses, y al mismo tiempo esté obligada a asumir sus deudas y compromisos, su destino más probable será terminar en quiebra”, respondió en un cuestionario. La proyección era tener ingresos por USD 132 millones.

Barcelona y Emelec, otros dos clubes con presupuestos millonarios, también han sentido la afectación. Carlos Alfaro Moreno, presidente amarilo, evitó dar la cifra de pérdidas. “Perdimos un par de auspicios”, reconoció el dirigente, y detalló que los principales ingresos del equipo provienen de convenios comerciales.

A diferencia de otros equipos, el presupuesto torero no depende de taquillas ni de derechos audiovisuales. El 80% requiere de acuerdos con patrocinadores, por lo que el departamento de marketing trabaja para flexibilizar los convenios con las marcas, para que sigan como aliados.

En las últimas semanas negocian un paquete comercial con una entidad bancaria, que incluye el nombre del estadio y un espacio en la camiseta del equipo principal. El monto superará los USD 2,5 millones.

Nassib Neme, presidente de Emelec, destacó la salud económica del club. En el ‘Bombillo’ hubo reducción de sueldos del plantel y salieron 10 personas del área administrativa. Anunció que no se realizarán contrataciones en dos años.

Uno de los apuros por el reinicio del torneo es el retraso en los derechos de televisión. GolTV, la cadena dueña de los derechos, debe abril, mayo y junio. Eso ha golpeado a los clubes de la B. La mayor parte del presupuesto de los 10 clubes se sostiene en los derechos. La LigaPro calcula una pérdida de USD 3 millones.