21 de enero de 2020 00:00

Los fichajes de El Nacional llegan con experiencia

Jugadores de El Nacional durante un cotejo amistoso de pretemporada. Foto de la cuenta Twitter @elnacionalec

Jugadores de El Nacional durante un cotejo amistoso de pretemporada. Foto de la cuenta Twitter @elnacionalec

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 2
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 13
David Paredes. Redactor (D)
dparedes@elcomercio.com

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

La eliminación prematura de El Nacional en la LigaPro permitió a la dirigencia estructurar un plan para el 2020. Lo primero que hizo el club fue contratar al nuevo timonel.

El 12 de noviembre fue presentado el colombiano Eduardo Lara, quien desde que se unió a la institución ha estado en permanente contacto con las divisiones menores. Su propósito es devolverle protagonismo al equipo en la Serie A y a las formativas.

Pablo Amaya, entrenador de la Reserva, recibió asesoramiento antes de la final del campeonato de la categoría, el año pasado, donde los criollos se quedaron, por segundo año consecutivo, con el título de campeones.
“El profesor Lara nos permite acercarnos, conocer su filosofía de juego y asesorarnos”, dice Amaya.

Entre noviembre y diciembre, el equipo siguió trabajando en el complejo El Sauce. El vallecaucano de 60 años aprovechó ese tiempo para estructurar una lista de necesi­dades, que fue presentada a la directiva.

“A finales del año pasado nos reunimos con el cuerpo técnico, para planificar la pretemporada y el año deportivo. Hicimos un plan de viajes, hospedajes y un proyecto deportivo. Todo sobre la base que nos entregó el profesor Lara, y con dos meses de anticipación”, afirmó la presidenta Lucía Vallecilla.

Infografía El Nacional 2020

Infografía El Nacional 2020

En la nómina, el colombiano pedía al menos un jugador por posición y con experiencia. Sentía que había muchos jóvenes que iban a necesitar la guía de gente con recorrido.

En la lista de posibles fichajes estaban Carlos Garcés, Roberto Ordóñez, Édison Carcelén, Hólger Matamoros, Pedro Quiñónez, Juan Carlos Paredes... La directiva habló con todos. Con ‘La Tuka’ llegaron a un acuerdo, pero la negociación se trastocó.

Al final, el equipo logró la vinculación de nueve jugadores de experiencia. Su plantilla tiene un promedio de 26,5 años. Estos fichajes se respaldaron económicamente en el presupuesto de USD 6,5 millones que tiene la institución.

Terminar entre los 10 mejores del torneo y clasificarse a la Copa Sudamericana fue el mejor negocio que pudo hacer El Nacional. En el 2018, el equipo descendió a la Serie B y fue invitado por la LigaPro a jugar en la máxima categoría. Por ese motivo, en el 2019 los recursos criollos fueron limitados.

Por derechos de televisión recibieron USD 300 000. Este año el monto se incrementará. El club fue categorizado como equipo A, al igual que Liga de Quito, Barcelona, Emelec, Independiente del Valle, Macará, Católica, Aucas y Delfín.

“Esa revalorización nos permitió incrementar el presupuesto. Además, hicimos gestión para ratificar auspiciantes y conseguir nuevos”, dijo la presidenta criolla.

Por convenios comerciales, el ingreso que percibe el ‘Bitri’ es de USD 400 000. A esto se suman los USD 1,8 millones por derechos de televisión, taquillas y premios por participación de la Sudamericana. El debut será el 6 de febrero, ante Fénix de Uruguay.

En estos días debían cerrarse acuerdos comerciales con una empresa cervecera y con otra de lubricantes.

En formativas, la directiva apostó por preparadores físicos militares. Los que trabajan desde la Sub 12 hasta la Reserva son pasantes que están en formación profesional.

Ese ahorro le permite destinar recursos a otros temas urgentes. El déficit, por ahora, es alto. Según Vallecilla, hay deudas ocultas en la Federación Ecuatoriana de Fútbol (FEF) que no les permite determinar el monto real del déficit.

El Directorio calcula unos USD 4 millones que faltan por pagar. El año pasado pagaron USD 2 millones en deudas.

“Cada semana nos llega una notificación de la Federación para pagar deudas con exjugadores y trabajadores. Como dirigencia, tenemos un presupuestado para cancelarlas”, dijo la presidenta.

La semana pasada, la dirigente aseguró que para jugar en la LigaPro necesitará USD 360 000 para ser habilitados por la FEF.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (6)
No (1)