15 de marzo de 2019 21:50

La elección del polémico Ahmed Al-Fahad origina un debate mundial en el deporte

Imagen del jeque kuwaití Ahmed Al-Fahad junto a Joseph Blatter. Foto: Agencias

Imagen del jeque kuwaití Ahmed Al-Fahad junto a Joseph Blatter. Foto: Agencias

valore
Descrición
Indignado 3
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Redacción Deportes
y Agencias 

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

La reciente reelección por mayoría absoluta del jeque kuwaití Ahmed Al-Fahad como presidente del Comité Olímpico Asiático (OCA) para los próximos cuatro años ha puesto en duda los procedimientos del mundo del deporte.

Suspendido en noviembre pasado de sus diferentes funciones en el Comité Olímpico Internacional (COI) tras ser incriminado por la Fiscalía de Ginebra (Suiza) en una investigación penal por cargos de corrupción y falsificación, el controvertido dirigente kuwaití está también en primera línea de fuego del fútbol por el último gran escándalo destapado a nivel mundial: el conocido como ‘Caso Richard Lai’.

Presidente de la Asociación de Fútbol de Guam y ex- miembro del Comité de Auditoría de la FIFA, Lai confesó hace año y medio ante el Tribunal de Brooklyn (Nueva York) haber recibido de parte de Al-Fahad sobornos por un valor próximo al millón de dólares para favorecer sus intereses y los de sus allegados.

Aunque en un primer momento negó las acusaciones, el dirigente kuwaití tardó 72 horas en presentar la renuncia a su cargo como miembro del Consejo de la FIFA y a retirar su candidatura a la reelección de dicho puesto en el congreso anual de la Confederación Asiática (AFC).

Mientras, la FIFA dio por buena su renuncia y no consideró oportuno poner el escabroso asunto en manos de su Comité de Ética. Por su parte, la AFC anunció en junio de 2017 la apertura de una investigación sobre el presunto soborno, que estaría dirigida por su Departamento de Integridad.

Sin embargo, dicha investigación nunca se llevó a cabo y continúa, aparentemente, en ‘stand-by’. Y eso a pesar de los requerimientos permanentes del FBI para poder seguir avanzando en sus investigaciones.

Todo apunta a que sendos organismos teman que la más que probable aparición de nuevos documentos y revelaciones puedan afectar a otros miembros relevantes del fútbol asiático.

Empezando por el propio presidente de la AFC, el jeque Salman bin Ibrahim al-Khalifa, persona de confianza de Al-Fahad y principal favorito a renovar su actual cargo, así como la vicepresidencia de la FIFA, en las elecciones que tendrán lugar en Kuala Lumpur (Malasia) el 6 de abril.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (0)