6 de July de 2012 15:31

Exagerado Chauvinismo

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Los rejoneadores Pablo Hermoso de Mendoza y Roberto Armendáriz abrieron hoy la Puerta Grande en la corrida de la especialidad celebrada en Pamplona (norte de España), en la que Sergio Galán, que cuajó una soberbia actuación, fue ninguneado por un "palco" que le birló la salida triunfal a hombros.

Hermoso lo es todo en Navarra, su tierra, y no se diga cuando actúa en la plaza de Pamplona en corrida con ambiente "sanferminero". Todo gira en torno a él. Y la verdad que también el jinete navarro se esfuerza una barbaridad por hacer las cosas bien y agradar.

De hecho en su primer toro cumplió una actuación muy completa sobre la base del valor, la técnica y el lucimiento artístico.

Hubo un aparatoso revolcón a su caballo "Disparate" tras clavar el primer rejón de castigo. Pero se sobrepuso el hombre montando a "Chenel" e "Ícaro" en banderillas, en ajustados galopes a dos pistas, cambios de pitón por dentro y quiebros. Faltó sólo la rúbrica del rejón final.

Sin embargo, en el cuarto, con menos toro y una faena también de corto recorrido, al matar a la primera la plaza se volcó en la petición del doble trofeo que finalmente paseó.

Lo triste fue que un chauvinismo malentendido ha borrado a Sergio Galán de la foto de la Puerta Grande. Está bien que el paisanaje se vuelque con Hermoso, que más que local es un ídolo mundial. Pero los reconocimientos a él no deben ir en detrimento con los compañeros, en este caso Galán, a quien se le negó un trofeo en el segundo después de que Pablo hubiera pinchado en el toro anterior.

Y no sólo eso, pues en el quinto, después de una faena con muchos méritos para las dos orejas, le disimularon también la segunda.

No se entiende que después de las dos faenas más certeras y equilibradas de la tarde, de un absoluto dominio y torería, le hicieran esto a Galán.

Más que aspavientos, el valor de Galán y sus caballos fue atacar en corto para clavar al estribo y no irse de la cara hasta adornarse poniendo el caballo por delante, de costado y a la grupa, como en el arrimón del toreo a pie.

Lástima que los toros no acompañaron, pues esta misma primera faena de Galán tuvo una segunda mitad prácticamente sin enemigo.

En el quinto, tanta maestría y valor sin alharacas, haciendo la suerte con mucha templanza, dejándose ver. Un par a dos manos, sencillamente perfecto. Lo mató arriba. De nuevo la pregunta, Por qué no le dio el presidente las dos orejas?

Cerraba cartel Roberto Armendáriz, que lucía brazalete negro en señal de luto por su padre recientemente fallecido. Brindó el primer toro al cielo y el otro a su hermano en un ambiente muy emotivo.

Armendáriz es también de la tierra, de un pueblo a 5 kilómetros de Pamplona, Noaín, y alumno aventajado de Pablo Hermoso. Aunque quizás no tan aventajado por la inseguridad que demostró en su primero, el único toro castigado con dos rejones de salida, que terminaría acusando mucho.

En el sexto anduvo más confiado en faena de menos a más, en la que se apuntó cosas notables como una banderilla tras galope de plaza a plaza, reuniéndose en los medios y clavando arriba. En los adornos, más o menos.

Mató a la primera, y ahí se vio definitivamente la desventaja de Galán con sus compañeros de cartel, pues le dieron dos orejas no se sabe

FICHA DEL FESTEJO:

Cinco toros de San Pelayo y uno -el sexto- de Carmen Lorenzo, grandes y afeitados, y en el límite de la raza y de las fuerzas.
Pablo Hermoso de Mendoza: medio rejón trasero y atravesado, rejón corto y nuevo rejón (silencio); y rejón bajo con vómito (dos orejas).
Sergio Galán: rejón (aviso y palmas tras petición de oreja); y rejón en dos tiempos (oreja con petición de la segunda).
Roberto Armendáriz: dos pinchazos (ovación); y rejón (dos orejas).

La plaza se llenó en tarde agradable.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)