4 de julio de 2019 00:00

Antonio ‘Toñete’ Catalán y David Fandila, ‘El Fandi’, salieron a hombros en Burgos

Antonio Catalán, ‘Toñete’ y David Fandila, ‘El Fandi’, conquistaron la puerta grande de la Plaza de Burgos. EFE

Antonio Catalán, ‘Toñete’ y David Fandila, ‘El Fandi’, conquistaron la puerta grande de la Plaza de Burgos. EFE

valore
Descrición
Indignado 13
Triste 2
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 5
Agencia EFE
(I)

El granadino David Fandila ‘El Fandi’ ofreció el martes 2 de julio del 2019 en Burgos una exhibición de su entregada y variada tauromaquia, que le valió para cortar tres orejas y salir a hombros en una tarde en la que ‘Toñete’ le acompañó en volandas y sobresalió el buen juego de los toros de Román Sorando.

El ‘Fandi’ fue todo un huracán en su primero, un gran toro de Sorando, de mucho ritmo y brava acometividad, al que el granadino ya cuajó de capote con dos largas de rodillas, verónicas marca de la casa, chicuelinas y tafalleras.

Con las banderillas subió todavía más el diapasón de una faena iniciada de rodillas y en la que hubo muletazos de todo tipo, circulares y molinetes incluidos. La gente se lo pasó bomba con él, de ahí que no importara el descabello que necesitó tras la estocada para la concesión de las dos orejas.

Otra más pasearía ‘El Fandi’ del cuarto, toro manso pero dejándose mucho al que volvió a instrumentar una faena fiel a su estilo, pero con menos intensidad que la anterior debido a que este de Sorando tuvo menos transmisión, y eso se notó también en el tendido, que, así y todo, disfrutó con la particular tauromaquia de un torero tan honesto y comunicador como es David Fandila.

Cayetano se las vio en primer lugar con otro toro bueno de Sorando, con clase y repetidor.

El torero de dinastía anduvo pulcro con él en una labor templada y bien descrita por naturales. Quizás faltó un punto más de rotundidad, pero el conjunto fue del agrado de la parroquia burgalesa, que le premió con una oreja.

El quinto también se dejó una barbaridad, y Cayetano volvió a estar en el mismo plan, es decir, aseado pero sin acabar de pisar del todo el acelerador o, lo que es lo mismo, que toreó bien pero sin cautivar del todo. No obstante de haberlo matado a la primera a buen seguro que hubiera tocado pelo. No fue así. Ovación.

‘Toñete’ también sorteó un oponente claro en su primer turno, con nobleza y buen son por los dos pitones, aunque le faltara un tranco más en sus embestidas para ser todavía mejor. El madrileño se mostró reposado en una faena limpia, ligada y en la que logró muletazos de buen porte sobre ambas manos. Cortó una oreja.

La Puerta Grande la acabó de abrir con el sexto, al que cuajó de maravilla con la mano izquierda. Otra oreja más para él y la fotografía compartida de la salida a hombros con ‘El Fandi’.

Ficha del festejo

Seis toros de Román Sorando, bien presentados y de buen juego en conjunto. Destacó sobremanera el bravo primero, un gran toro. El resto tuvo nobleza y muy buen son en el último tercero.

David Fandila, ‘El Fandi’: dos orejas tras aviso y oreja. Cayetano, oreja y ovación. Antonio Catalán, ’Toñete’, oreja y oreja.

Tres cuartos de entrada en los tendidos de la plaza.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (3)